Actualizado 10/08/2022 14:40

Médicos Sin Fronteras ayudó de urgencia en 2022 a más de 570 migrantes llegados a Grecia que denuncian violencia

Médicos Sin Fronteras ayuda en 2022 a 570 migrantes llegados a Grecia
Médicos Sin Fronteras ayuda en 2022 a 570 migrantes llegados a Grecia - MSF

MADRID, 10 Ago. (EUROPA PRESS) -

Más de 570 personas migrantes, entre ellas 24 mujeres embarazadas, han recibido asistencia médica y psicológica de urgencia de Médicos Sin Fronteras (MSF), en lo que va de 2022, tras llegar en pequeñas embarcaciones a la isla griega de Samos.

Tal y como ha informado la entidad, todas estas personas habían viajado desde la costa de Turquía, a pocos kilómetros de distancia de la isla griega, y, según han denunciado, han sufrido múltiples formas de violencia en su ruta hacia la búsqueda de asilo y de una vida mejor en Europa.

MSF ha explicado, además, que estos migrantes llegan en pequeñas embarcaciones neumáticas de las que desembarcan "aterrorizados por la posibilidad de ser apresados por las autoridades y devueltos a la fuerza". De forma que, según han apuntado, "la mayoría huye y se esconde en cuanto llega a tierra".

"Algunas personas están tan afectadas por el miedo que son incapaces de hablar o caminar", ha apuntadi Nicholas Papachrysostomou, coordinador general de MSF en Grecia.

En este sentido, la coordinadora de proyecto de MSF, Sonia Balleron, ha advertido de que "las intercepciones violentas y los retornos forzosos no solo son ilegales, sino que también ponen en peligro el derecho de las personas a solicitar asilo". "Estas prácticas también exponen a las personas a nuevos traumas y al riesgo de sufrir problemas de salud física y mental prolongados", ha señalado.

A su juicio, "es responsabilidad de las autoridades griegas y europeas garantizar el respeto de la ley y la aplicación efectiva de los procedimientos de acogida, identificación y protección internacional".

La organización también ha explicado que, en verano, atiende a muchos pacientes que padecen "agotamiento a causa del calor y la deshidratación" y que tratan "con frecuencia lesiones por accidentes ocurridos al escalar los escarpados acantilados de la isla".

"Ahora, en verano, vemos a muchos pacientes que padecen agotamiento a causa del calor y la deshidratación", ha apuntado Papachrysostomou, antes de indicar que, en invierno, tuvieron que tratar "a tres personas por congelación, ya que estuvieron expuestas varios días a temperaturas bajo cero a la intemperie.

Más información