5 de abril de 2020
 
Actualizado 07/12/2014 18:20:00 +00:00 CET

Tanzania analiza las informaciones sobre el contrabando de marfil por parte de funcionarios chinos

DAR ES SALAAM, 7 Nov. (Reuters/EP) -

El Gobierno de Tanzania está analizando las informaciones sobre la presunta participación de funcionarios chinos en una red de contrabando de marfil durante la visita realizada el año pasado por el presidente del gigante asiático, Xi Jinping, según fuentes gubernamentales tanzanas.

"El Gobierno está estudiando las informaciones y publicará un comunicado en el momento adecuado. China tiene una relación especial con Tanzania. No queremos hacer comentarios precipitados hasta que establezcamos lo que ha pasado", han dicho estas fuentes.

La organización Agencia de Investigación Medioambiental (EIA) ha indicado que el material fue sacado del país en valijas diplomáticas a bordo del avión en el que viajó Xi, lo que ha sido desmentido tajantemente por Pekín.

La EIA ha indicado que la caza furtiva se ha incrementado en los últimos años en África Subsahariana, siendo la situación especialmente preocupante en Tanzania, donde fueron cazados 10.000 elefantes durante el año pasado.

"La crisis de la caza furtiva en Tanzania se debe a una mezcla tóxica de sindicatos del crimen, liderados a menudo por ciudadanos chinos, y corrupción entre algunos funcionarios tanzanos", ha afirmado EIA en su comunicado.

La organización ha cifrado en 419.000 el número de elefantes existentes en África en la actualidad, comparados con los 1,3 millones que había en 1979. La escala de la caza furtiva en los años ochenta provocó una reacción internacional, que aprobó una prohibición al comercio internacional de marfil en 1989.

Para leer más