Publicado 08/12/2015 17:11CET

Trump compara vetar a musulmanes la entrada en EEUU con lo que se hizo en la Guerra Mundial con los japoneses

El precandidato presidencial republicano Donald Trump
RANDALL HILL / REUTERS

NUEVA YORK, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

El precandidato presidencial republicano Donald Trump ha defendido de nuevo este martes su propuesta de prohibir la entrada de musulmanes en Estados Unidos y ha recordado que la medida es similar a la adoptada durante la Segunda Guerra Mundial.

La represión y persecución que sufrieron los descendientes de japoneses la vivieron también en parte los estadounidenses de origen italiano y alemán, las otras dos principales potencias del Eje, durante la presidencia de Franklin D. Roosevelt (FDR).

"Lo que estoy haciendo no es distinto de lo que hizo FDR", ha afirmado durante una intervención en la cadena ABC. "No tenemos otra elección que hacerlo. Hay personas que quieren volar nuestros edificios y nuestras ciudades", ha añadido.

Trump incluso planteó sus dudas sobre si podría haber apoyado entonces el internamiento de japonés estadounidenses que se llevó a cabo durante el conflicto mundial. "Está claro que me disgusta el concepto, pero tendría que haber estado allí entonces para saberlo, para darle una respuesta adecuada", ha afirmado Trump durante una entrevista con la revista 'Time' en respuesta a su postura sobre el internamiento de japoneses durante el conflicto mundial.

Trump ha argumentado que a veces, cuando se está en guerra, hay que tomar decisiones difíciles. "Es duro, pero ya sabe que la guerra es dura. Y ganar es duro. Ya no ganamos. Ya no ganamos guerras. Ya no ganamos guerras. Ya no somos un país fuerte", ha opinado.

En 1988 el presidente Ronald Reagan aprobó una ley en la que se pedía disculpas a los más de 100.000 estadounidenses de ascendencia japonesa que fueron internados en campos de concentración durante la guerra. La iniciativa incluía reparaciones para los supervivientes y reconoce que fue una medida "racista, causada por la histeria de la guerra y un error de la dirigencia política".

CRÍTICAS A TRUMP

La clase política estadounidense, tanto desde los demócratas en el poder como desde la oposición republicana, ha reaccionado contra la propuesta de Trump. "Es totalmente contrario a nuestros valores", ha dicho el consejero de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, Ben Rhodes. "En nuestra Carta de Derechos tenemos la libertad religiosa", ha recordado en una entrevista concedida a CNN.

"Pero también es contrario a nuestra seguridad", ha apuntado, explicando que daría fuerza al argumento usado por Estado Islámico para extender su yihad de que Estados Unidos está en guerra contra los musulmanes.

Las críticas han llegado también desde el sector republicano. "Todos los que visitan nuestro país deben registrarse y estar controlados durante su estancia, pero no podemos ni debemos seleccionar en base a una religión", ha dicho el también precandidato presidencial Ben Carson.

Jeb Bush, que aspira igualmente a la nominación republicana para la Casa Blanca, ha ido un paso más allá calificando a Trump de "trastornado". "Su propuesta no es seria", ha zanjado.

"Ahora estamos entrando en el auténtico terreno del fascismo", ha lamentado, por su parte, el Consejo de Relaciones Islámico-Estadounidenses, de acuerdo con la agencia de noticias Reuters.

Para leer más