La venta de armas por parte de Francia a Arabia Saudí aumentó un 50% en 2018

Emmanuel Macron y el príncipe heredero saudí
REUTERS / POOL NEW - Archivo
Publicado 04/06/2019 16:58:21CET

PARÍS, 4 Jun. (Reuters/EP) -

La venta de armamento por parte de Francia a Arabia Saudí aumentó un 50 por ciento en 2018, a pesar de que el Gobierno del país pidió a Riad el fin de la "guerra sucia" en Yemen, según datos publicados este martes.

El informe anual publicado por el Ejecutivo revela que la venta total de armas aumentó un 30 por ciento hasta los 9.100 millones de euros en 2018, impulsado por un gran incremento en las ventas a los aliados europeos.

En este sentido, el 25 por ciento de las peticiones de venta llegaron desde Europa, en comparación con el diez por ciento de 2017, incluidas ventas a Bélgica y España, que compraron helicópteros y vehículos blindados.

Así, Francia vendió además unos 1.000 millones de euros en armas a Arabia Saudí, siendo el principal artículo las embarcaciones para patrulla. Un bloqueo naval parcial de los puertos controlados por los huthis en Yemen está en vigor desde hace años.

"Estas transferencias revelan una alianza geopolítica con estos regímenes y una violación total de los compromisos internacionales, por lo que uno sólo puede esperar un empeoramiento de los conflictos en Yemen o el Cuerno de África, donde Emiratos Árabes Unidos (EAU) y Arabia Saudí están empezando a desplegarse en alianza con Francia", ha dicho Tony Fortin, del Observatorio sobre Armamento.

El Gobierno francés afirma que su venta de armas está regida por procedimientos estrictos y en línea con los tratados internacionales.

"Mantener las relaciones económicas con estos países significa mantener una presencia en regiones clave para nuestros intereses de seguridad y nuestros suministros energéticos", sostiene la ministra de Defensa francesa, Florence Parly, en el prefacio del informe.

"También se trata de combatir el terrorismo y proteger a nuestros ciudadanos sobre el terreno", ha agregado. Francia es uno de los principales exportadores de armas y en los últimos años ha aumentado las ventas.

Durante los últimos años, París ha conseguido lucrativos contratos en el extranjero para la venta de aviones de combate Rafale, principalmente a India y Qatar, así como uno para la venta de submarinos a Australia.

VENTAS EN ORIENTE PRÓXIMO

Asimismo, las autoridades francesas han buscado incrementar su peso diplomático en Oriente Próximo a través de la venta de buques, carros de combate, artillería y municiones a EAU, Arabia Saudí y Egipto.

Esto ha provocado críticas de organizaciones no gubernamentales, mientras que algunos parlamentarios han pedido al Gobierno que reduzca su apoyo a los estados árabes que integran la coalición que encabeza Arabia Saudí contra los huthis en Yemen.

En total, las exportaciones de armas a Oriente Próximo se han incrementado de 3.900 millones a 4.000 millones. El mayor comprador es Qatar, inmerso en un conflicto diplomático con Arabia Saudí, que ordenó aviones de combate y helicópteros por valor de 2.400 millones de euros.

Por contra, las ventas de armas a Egipto, uno de los principales clientes durante el último lustro, se han estancado en torno a los 270 millones de euros, mientras que las ventas a EAU y otros miembros de la coalición han disminuido drásticamente.

Contador

Para leer más