5 de junio de 2020
 
Publicado 17/02/2014 12:46:59 +01:00CET

Borrell censura el "erre que erre" de CiU sobre la permanencia de una Cataluña independiente en la UE

Josep Borrell
EUROPA PRESS

Lamenta que la UE aún no tenga una política migratoria común y que los países miembros "se pasen la patata caliente de unos a otros"

MADRID, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El exministro socialista Josep Borrell ha criticado que CiU continúe "erre que erre" afirmando que Cataluña no saldría de la Unión Europea aunque se independizase y ha indicado que los catalanes tendrán que decidir entre creerse las "convicciones infundadas" del consejero de Presidencia de la Generalitat, Francesc Homs, y creer lo que dicen las autoridades europeas.

"No hay autoridad europea que no se haya pronunciado ya al respecto, diciendo de una forma clara lo que es obvio según los tratados" --que si una región se independiza de un Estado miembro, deja de formar parte de la UE--, pero "los portavoces del soberanismo catalán siguen erre que erre, no queriéndolo aceptar", ha declarado en una entrevista en Onda Cero recogida por Europa Press.

Al referirse en concreto a Homs --que la semana pasada auguró que Cataluña permanecerá en la UE "sin interrupción"--, Borrell ha admitido que "muchos catalanes" comparten esa idea, y ha lamentado que algunos interpreten "el razonamiento y el argumentario" que la contradicen como "amenazas o chantajes".

"Tendrán que escoger entre creerse las convicciones infundadas del señor Homs, que deben de ser muy sólidas, inquebrantables, porque por mucho que le demuestren lo contrario, él sigue creyendo que la ley de la gravedad no existe, o creerse lo que dicen las máximas autoridades comunitarias", ha añadido.

PARTICIPAR EN EL DEBATE CON ARGUMENTOS

El también expresidente del Parlamento Europeo ha señalado que hay "muchos catalanes cuyo divorcio psicológico con España es ya tan grande" que siguen defendiendo la independencia como "un bien superior que merece todos los sacrificios", incluida la salida de Cataluña de la UE.

Ante esa actitud, que ve "respetable", considera que "no caben muchos razonamientos". Sin embargo, ha añadido que también hay "muchos catalanes" que querrían conocer los "costes" de la independencia para decidir su postura, y por eso ha abogado por participar en el debate sobre el soberanismo "argumentando razonablemente" y presentando "las ventajas y los inconvenientes".

En este contexto, ha aludido al debate sobre la conveniencia de publicar o no las balanzas fiscales de las comunidades autónomas con el Estado, apuntando que en países con un modelo federal como Alemania, Canadá, Estados Unidos o Australia "nunca se han calculado" a nivel oficial porque es "muy difícil" hacerlo y "no es baladí escoger un método u otro".

INMIGRACIÓN

Por otro lado, en relación con la entrada irregular de inmigrantes en España y la reciente muerte de varios de ellos en la frontera con Ceuta, Borrell ha afirmado que la UE "no ha sido capaz de crear y aplicar una política migratoria común" y que los países miembros "se pasan la patata caliente de unos a otros".

"A corto plazo, no hay más solución que intentar defender las fronteras como puedas, pero se tiene que ir a resolver el problema in situ", ha manifestado. Así, ha instado a los gobiernos europeos a contribuir al desarrollo económico y político de los países situados al sur del Mediterráneo para que así mejore su situación y se reduzca la inmigración ya que, en caso contrario, "la presión sobre nuestras fronteras será insoportable".

SE NECESITA UNA AMPLIA PARTICIPACIÓN EN LAS PRIMARIAS DEL PSOE

Por último, ha afirmado que la decisión sobre quién será el candidato del PSOE a las próximas elecciones generales debe ser "lo más amplia posible" y que si en las primarias no votan al menos tres millones de personas, el proceso será "un fracaso".

Asimismo, ha admitido que le preocupa que se tenga que hacer un censo previo de votantes y que solo se vaya a celebrar una vuelta, sin un desempate posterior entre los dos candidatos más votados en el caso de que ninguno haya alcanzado el 50 por ciento.

Para leer más