PNV pregunta a Defensa por la presencia de un general investigado por genocidio en la visita del JEMAD a Rabat

Publicado: domingo, 16 febrero 2014 12:27

MADRID, 16 Feb. (EUROPA PRESS) -

El PNV preguntará el miércoles al ministro de Defensa, Pedro Morenés, durante el Pleno del Congreso sobre la presencia del general Hosni Benslimane, investigado en la Audiencia Nacional por secuestro, tortura y asesinato de casi 600 saharauis, durante los actos de la visita que ha realizado esta semana a Marruecos el jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), almirante Fernando García Sánchez.

"¿Con qué objetivo se ha reunido el JEMAD español con el general marroquí Hosni Benslimane, imputado por genocidio por la Audiencia Nacional?", señala textualmente la pregunta registrada por el PNV, que dirigirá directamente al ministro durante la sesión de control al Gobierno del próximo miércoles.

La visita oficial del almirante a Marruecos responde al viaje que su homólogo, el inspector general de las Fuerzas Armadas Reales y comandante de la Zona sur del Reino de Marruecos, general de Ejército Abedelaziz Bennani, realizó a España el pasado año.

La información facilitada por el Ministerio de Defensa sobre la visita del JEMAD a Marruecos confirma que a la reunión que éste mantuvo con Abedelaziz Bennani asistió Hosni Benslimane, si bien fuentes del Estado Mayor de la Defensa consultadas por Europa Press han dejado claro que el almirante no se reunió en ningún momento expresamente con el comandante.

Además, a pesar de que la pregunta del PNV utiliza la palabra "imputado", Hosni Benslimane no está imputado, sino que está siendo investigado, junto con otros mandos militares marroquíes, por el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz por el secuestro, tortura y asesinato de casi 600 saharauis desde que se produjera la retirada de España de la antigua colonia.

Además de Benslimane, que habría ordenado y dirigido la campaña de detenciones y desapariciones en Smara que se llevó a cabo en 1976, entre los querellados se encuentran Abdelhafid Ben Hachem, presunto responsable directo de los secuestros cometidos en El Aaiun en 1987; Abdelhak Lemdaour, al que se relaciona con las detenciones en la región de Erbaib de 1976; y Moustaphá Hamdaoui, dirigente de la Gendarmería de Tan Tan.

MÁS DE 500 DESAPARECIDOS

Los querellantes tienen contabilizados más de 542 desaparecidos, de los que la mayoría contaba con documento nacional de identidad como españoles. Los hechos denunciados se sitúan a partir del año 1975, cuando, tras la firma de los Acuerdos Tripartitos de Madrid, España abandonó su provincia número 53. Después de la retirada de las tropas españolas se inició la conocida como 'Marcha Verde', a través de la cual el Reino de Marruecos ocupó el Sáhara Occidental.

La querella añadía que la invasión y masacre contra el pueblo saharaui se prolongó durante 16 años, tiempo en el que sus integrantes fueron sometidos a la dominación de una potencia extranjera que les impide "el ejercicio del derecho a su libre determinación, reconocido por la Resolución 1514 de la Asamblea General de la ONU de diciembre de 1960, implicando con ello una denegación de los derechos humanos fundamentales".

El escrito relataba que desde el 31 de octubre de 1975 y hasta la actualidad "el ejército marroquí ha ejercido una permanente violencia contra el pueblo saharaui" en una guerra de invasión que obligó a abandonar sus hogares a 40.000 personas, que tuvieron que huir al desierto y "fueron perseguidas y bombardeadas por las fuerzas invasoras con napalm, fósforo blanco y bombas de fragmentación".

La Asociación Pro Derechos Humanos de España, que figura entre los querellantes, solicitó al juez hace unos meses la ampliación de la instrucción tras descubrirse una fosa común en Smara, en el Sáhara Occidental. El enterramiento ocultaba los restos mortales de seis adultos y dos menores, algunos de ellos con documentación española.

Más información