Publicado 11/06/2020 14:28CET

Unidas Podemos aspira a sentar al Rey emérito en una comisión de investigación en el Congreso

El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique
El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique - EUROPA PRESS/E. Parra. POOL - Europa Press

Echenique asume que el PSOE mantendrá su rechazo a la comisión pero niega fisuras en la coalición: "El Gobierno está fuerte"

MADRID, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El grupo parlamentario de Unidas Podemos-En Comú Podem-Galicia en Común en el Congreso aspira a poder sentar a Juan Carlos I a comparecer en la comisión de investigación que este jueves han vuelto a pedir crear en la Cámara Baja, aunque ahora, matizando que el objeto será analizar "las relaciones diplomáticas y comerciales entre España y Arabia Saudí, su vínculo con instituciones y empresas españolas y sus efectos sobre el erario público".

Podemos y sus socios han registrado su petición este jueves, con el apoyo de ERC, Junts, PNV, la CUP, Bildu, Más País, Compromís y BNG y, con el objetivo de evitar que la Mesa del Congreso y los letrados vuelvan a rechazar su admisión a trámite, han optado por ceñirse a las actividades del Rey emérito a partir de su abdicación en 2014, cuando perdió su inviolabilidad, y por ampliar lo máximo posible el objeto de la comisión.

"No se trata de una investigación sobre un particular, sino sobre unos hechos que son de interés general y van más allá de las presuntas actividades corruptas de Juan Carlos I", ha explicado el portavoz de Unidas Podemos, Pablo Echenique, en la rueda de prensa que ha ofrecido en el Congreso para explicar los detalles de la iniciativa.

Según defienden en el texto de la petición, el interés público de investigar "las relaciones diplomáticas y comerciales entre España y Arabia Saudí y su vínculo con instituciones y empresas españolas y sus efectos sobre el erario público", es "evidente", porque las informaciones que se han ido dando a conocer y la investigación llevada a cabo la Fiscalía Suiza, y que ahora ha asumido la Fiscalía del Tribunal Supremo, describen hechos "de enorme gravedad".

ACTIVIDADES DEL REY TRAS SU ABDICACIÓN

Además, quieren dejar claro que no se trata de "un acto de control a la Jefatura del Estado", ya que Juan Carlos I "no ostenta en la actualidad tal condición" y, además, las citadas investigaciones no descartan que el Rey emérito llevara a cabo esos posibles hechos ilícitos con posterioridad a su abdicación y, por lo tanto, tras perder su inviolabilidad, que contempla el artículo 56.3 de la Constitución.

Con este mismo argumento, Unidas Podemos entiende que tampoco tendría por qué rechazarse que el propio Juan Carlos I compareciera en esta comisión, aunque sí son conscientes de que ahora no pueden plantear la petición de comparecencia del actual jefe del Estado, el Rey Felipe VI, porque saben que esa sí sería rechazada por parte de la Mesa con el argumento de la inviolabilidad.

En su texto, Unidas Podemos plantea en concreto que se puedan solicitar "las comparecencias que se consideren oportunas por parte de los grupos parlamentarios, incluidas las de quienes puedan resultar, por las informaciones conocidas, política, penal, civil o administrativamente responsables de las prácticas cuya investigación constituye el objeto de esta comisión".

"Hemos realizado una labora de estudio y precedentes de las decisiones de la Cámara y de la jurisprudencia existente para maximizar las probabilidades de que esta comisión, a diferencia de las que se han presentado antes, pueda ser calificada por la Mesa de la Cámara", ha defendido Echenique.

Asimismo, ha manifestado que esperan que esta vez sí pueda salir adelante esta iniciativa, porque se trata de unos hechos "muy lesivos" para la democracia, por las "serias sospechas de corrupción y malas prácticas que recaen sobre el Rey emérito.

"Hemos tenido cierto celo jurídico a la hora de redactar esta nueva comisión de forma diferente, en estos dos ejes, y esperamos que esto pueda permitir que la Mesa tome una decisión distinta a la que ha tomado con anterioridad", ha enfatizado.

DIFERENCIAS CON SUS SOCIOS DE GOBIERNO

Eso sí, aunque la iniciativa pasara el corte de la Mesa, Unidas Podemos es consciente que en este asunto siguen sin contar con el apoyo del PSOE, como en las anteriores ocasiones, y que este asunto sigue representando una diferencia entre los socios del Gobierno de coalición.

"No es una sorpresa para nadie que tenemos posiciones diferentes en este punto. Creo que hemos sabido mantenerlas ambas fuerzas desde el respeto mutuo. Nosotros respetamos la posición del PSOE, aunque no la compartamos, y el PSOE respeta nuestra posición", ha afirmado, al ser preguntado al respecto.

En este, ha querido dejar claro que esta cuestión no representa una fisura en la coalición, porque "el Gobierno esta fuerte". "Creo que esta epidemia tan trágica y los meses que nos ha tocado vivir al poco de formarse el primer Gobierno de coalición de nuestra democracia ha supuesto un reto enorme de debate en el seno del Gobierno", ha asegurado.

"Eso ha fortalecido al Gobierno y a la coalición. Cuando la gente deferente pasa por una situación muy difícil, y es capaz de sobreponerse a ella, uno de los resultados es que se cohesiona más ese trabajo y creo que el Gobierno está fuerte y sale fortalecido de esa tragedia tan difícil que nos ha tocado vivir", ha enfatizado.

En cuanto al objeto de la comisión que propone crear, el texto registrado detalla que en primer lugar se investigará "la existencia de redes y estructuras opacas para la adjudicación de contratos en territorio nacional y en Arabia Saudí o en terceros países, su relación con el ex Jefe de Estado y los efectos sobre el erario público en la actualidad".

También se tratará "la actividad de promoción internacional de Arabia Saudí en España y su relación con el ex Jefe de Estado"; y "la posible existencia de quid pro quo en forma de comisiones o donaciones en especie o dinerarias entre el gobierno de Arabia Saudí y el ex Jefe de Estado a cambio de su mediación en la consecución de contratos o de operaciones de promoción internacional del régimen saudí".

El cuarto objetivo será investigar "el grado de conocimiento de dichas presuntas actividades del ex Jefe de Estado por parte de las empresas y los organismos y departamentos del gobierno implicados en las mismas". Y por último, "los movimientos de capital, lícitos o ilícitos, relacionados con los hechos investigados".