Recopilado en un catálogo el patrimonio monumental de Liébana

 

Recopilado en un catálogo el patrimonio monumental de Liébana

Catálogo monumental de Liébana (Cantabria)
EUROPA PRESS
Actualizado 07/07/2014 17:16:29 CET

SANTANDER, 7 Jul. (EUROPA PRESS) -

El patrimonio monumental de Liébana, en Cantabria, ha sido recopilado en un catálogo que recoge los monumentos de la comarca, un total de 180, de los que 110 son edificios religiosos y 70 civiles.

La obra, la primera editada por Eturalt (Ediciones Turismo Altamira) parte de un estudio elaborado por la Karen Mazarrasa, licenciada y doctora en Historia del Arte, y tiene por objetivo contribuir a la conservación del patrimonio y a su difusión entre cántabros y turistas.

El 'Catálogo monumental de Liébana', del que se han editado 500 ejemplares, recoge y repasa el patrimonio de la comarca, desde el edificio más antiguo, la iglesia mozárabe de Santa María de Lebeña, hasta el más moderno, la Torre de Espinama, que data del siglo XX.

El libro ha sido presentado este lunes, en una rueda de prensa que ha corrido a cargo de la propia autora, y en la que ha estado acompaña por el director general de Cultura, Joaquín Solanas, y el subdirector de la Escuela Universitaria de Turismo Altamira.

Mazarrasa ha precisado que la obra, --que arranca de la tesis doctoral que en 2008 realizó sobre arquitectura religiosa, a la que ha añadido el trabajo de campo llevado a cabo después y la parte correspondiente a la arquitectura civil--, no es una guía turística, sino un catálogo con el que concienciar a la población de la importancia del patrimonio y de que éste es "suyo".

"La gente no conoce Liébana", se ha quejado la autora, antes de apostillar que solo la conocen los "ingleses" y los "montañeros". Y ha añadido al respecto que quienes tienen intereses artísticos "no salen de Lebeña y Toribio".

En cuanto al estado de conservación de estos edificios, especialmente los religiosos, Mazarrasa ha señalado que es "de pena", ya que si bien se han restaurado algunas iglesias y ermitas, otras están hechas, ha comentado, "una pena horrorosa".

Tras señalar que hay templos que carecen de candados para cerrarse, en otros la humedad es "espantosa" y en algunos las pinturas "se resquebrajan", la doctora en arte ha avisado que "el día que no estén" las mujeres de los pueblos que ahora se encargan de abrir y ventilar estos edificios, no se sabe "qué va a pasar" con este patrimonio.

Al hilo de lo anterior, el director de Cultura ha agradecido el trabajo realizado durante más de dos años por Karen Mazarrasa para contar con este catálogo, que permite "empezar la casa por los cimientos, no por el tejado".

Se ha referido así Solanas a la necesidad de estudios que permitan divulgar y difundir el patrimonio, para poder acceder después al mismo.

Sobre la conservación de estos edificios, y tras recordar que en Cantabria hay más de 1.200 iglesias, la mayoría ubicadas en sitios "apartados" y con apenas población, el director de Cultura ha apuntado que son propiedad de la Iglesia y que los fondos son "finitos", por lo que el Gobierno tiene "pocas opciones de trabajo".

Así, ha reflexionado que la "única vía" para la sostenibilidad de estos edificios pasa por la población civil, esto es, los vecinos que se encargan de abrir, limpiar y enseñar los templos.

Aún así, ha precisado que España, y por tanto Cantabria, forma parte de la asociación sobre patrimonio religioso, por lo que nuestro país estudia, junto a otros como Bélgica, Holanda o Inglaterra, cómo abordar su conservación y divulgación.

En otro orden de cosas, Solanas ha vinculado la publicación del catálogo con la celebración del Año Jubilar Lebaniego en 2017, en la medida que contribuirá a dar a conocer el patrimonio monumental, religioso y civil, de la comarca.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies