Investigan al propietario de un perro peligroso que atacó a dos personas en Torrejón del Rey

Actualizado 09/04/2018 15:04:27 CET

GUADALAJARA, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil de Guadalajara ha investigado a un hombre en Torrejón del Rey, como presunto autor de un delito continuado de lesiones por negligencia en la custodia de animales potencialmente peligrosos, tras atacar su perro a un joven y a un niño.

Según ha informado la Delegación del Gobierno en una nota de prensa, un perro de su propiedad de raza potencialmente peligrosa, atacó a dos personas en la Urbanización Parque 'Las Castillas' resultando herido de gravedad un niño de 10 años que tuvo que ser hospitalizado durante diez días a causa de las heridas recibidas.

Los hechos que motivaron la investigación de esta persona ocurrieron el 10 de marzo cuando la Guardia Civil recibió el aviso en el teléfono de urgencias de la Guardia Civil, 062, de un vecino de la urbanización comunicando que dos perros estaban atacando a un joven y a un niño.

Inmediatamente, se personó en el lugar de los hechos una patrulla del Servicio de Seguridad Ciudadana del Puesto Principal de Azuqueca de Henares que se vio obligada a abatir a un perro de raza potencialmente peligrosa que estaba atacando a un niño de 10 años, al correr serio riesgo su vida debido a la entidad de las mordeduras que esta sufriendo.

LESIONES GRAVES

Los agentes actuantes, trasladaron urgentemente al niño al Hospital Universitario de Guadalajara a causa de la gravedad de las lesiones que presentaba en una pierna, por las que tuvo que se ingresado y atendido por un espacio de 10 días en el citado centro facultativo.

Ante estos hechos, agentes del Área de Investigación del Puesto Principal de Azuqueca de Henares practicaron gestiones para determinar quien era el propietario del animal ya que este carecía de microchip identificativo.

Tras la investigación que se prolongó durante varias semanas, en la que realizaron servicios en la zona, se tomaron manifestaciones a los heridos, a testigos de la agresión, a vecinos de la urbanización y de las visitas realizadas a centros veterinarios de la zona, se pudo identificar al propietario del animal, resultando ser J.P.P., de 21 años de edad.

La Guardia Civil instruyó diligencias por la investigación de J.P.P., por un presunto delito de continuado de lesiones, que fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción en funciones de guardia de los de Guadalajara.