Denuncian trato "inhumano" a mujeres internas en el CIE de Algeciras

 

Denuncian trato "inhumano" a mujeres internas en el CIE de Algeciras

Contador
Actualizado 05/06/2017 16:15:20 CET
IU se opone al CIE de Algeciras
EUROPA PRESS/IU

   Soledad Becerril ya había pedido el cierre del CIE por no reunir las condiciones mínimas, una solicitud que está pendiente

   MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

   La ONG Women's Link Worldwide ha presentado cuatro quejas, en nombre de cuatro mujeres internas en el CIE de Algeciras, ante el Juzgado de Instrucción número 1 de Algeciras (en funciones de control del Centro de Internamiento), así como ante la Oficina del Defensor del Pueblo, en las que denuncia trato "inhumano, degradante y discriminatorio".

   Según señala esta ONG, el centro, una antigua prisión con instalaciones obsoletas y deterioradas, está en un "estado pésimo de conservación". Así, recuerda que los hombres internos han sido trasladados a otros centros. En opinión de la organización, las mujeres, "precisamente por ser mujeres", han sido obligadas a permanecer en el "insalubre edificio".

   En los escritos, a los que ha tenido acceso Europa Press, se pone de manifiesto que el hecho de que permanezcan solo mujeres en este CIE por el hecho de ser mujeres comporta "una vulneración burda y grave del derecho fundamental a la no discriminación por razón de sexo".

   Asimismo, advierte de que las internas no cuentan con espacio suficiente, ni luz natural adecuada, ni acceso al ejercicio al aire libre, ni ventilación y la calefacción apropiadas, ni las comidas de la calidad y cantidad mínimas exigibles.

"SUFRIMIENTO INEVITABLE"

   "Y todos estos elementos, entre otros, son los que se establecen como estándares para valorar si las condiciones del internamiento son compatibles con la dignidad humana. El encierro de las mujeres actualmente privadas de libertad en este centro, que no cumple los estándares mínimos exigibles, las está sometiendo a un sufrimiento de una intensidad que excede el inevitable nivel de padecimiento de toda privación de libertad", aseguran.

   Por ello, consideran que constituye un "trato inhumano y degradante" contrario al artículo 15 de la Constitución y el artículo 3 del Convenio Europeo de Derechos Humanos. Las internas, según añade la ONG, refieren también trato "racista y degradante". En este sentido, asegura que han puesto de manifiesto un episodio de violencia que las tiene, desde que tuvo lugar, "atemorizadas".

   Además, la ONG se queja de que las condiciones en que se obligó a entrevistarse a las internas con las representantes Women's Link también fueron constitutivas de "trato degradante". "Es maltrato tener que permanecer hora y media de pie (ya que la única alternativa era sentarse en el suelo frío) en una sala pequeña, húmeda y deteriorada, cuando existen en el centro sillas que podían haber sido puestas a disposición de la interna y su visitante. Es muy posible que la visita ni siquiera se realizara en la sala habilitada al efecto. Además, la visita fue acortada por una decisión arbitraria de los funcionarios policiales", apunta.

DIFICULTADES PARA EL RAMADÁN

   Por otro lado, apunta que las mujeres que están realizando Ramadán refieren muchas dificultades y entienden que al hacerlo en estas condiciones "están poniendo en peligro su salud". La ausencia de colaboración adecuada de la Dirección del CIE comporta, a su juicio, una vulneración de su derecho a la libertad religiosa.

   Junto con ello, informan de que una de las internas se queja también de su sufrimiento psíquico, para el que no está contando con más ayuda que somníferos, vulnerándose, según refieren, su derecho a la asistencia sanitaria.

   "Durante una visita al CIE esta semana, hemos recibido quejas de las mujeres internas por la humedad y el frío del edificio. No hay espacio suficiente para hacer ejercicio al aire libre y apenas entra luz natural. Cuando las mujeres solicitan una compresa o tampones los policías se los dan un día más tarde. Por la noche las encierran con cerrojo en una celda que no puede abrirse de forma automática en caso de que se produzca, por ejemplo, un incendio. En resumen, las autoridades españolas están sometiendo a las mujeres a unas condiciones de encierro inhumanas y degradantes", explica Patricia Orejudo, abogada de Women's Link.

   La Defensora del Pueblo realizó el pasado mes de febrero una visita a estas instalaciones y, como consecuencia, ya solicitó dictar instrucciones para proceder al cierre del CIE al no reunir las mínimas condiciones para la estancia de internos y a la apertura de un nuevo centro. Esta petición se encuentra pendiente de atender por parte de la Administración.

CONDICIONES QUE EMPEORAN

   Becerril recuerda en su escrito que ya se efectuó esta sugerencia a la Dirección General de la Policía en 2014 tras otra visita al centro y que fue rechazada por razones presupuestarias. "Tres años después de dicha visita, las condiciones de infraestructura de este centro no solo no han mejorado sino que han empeorado, como lo demuestra el hecho de que el único patio de hombres ha sido clausurado por no reunir las condiciones adecuadas, lo que impide el ingreso de varones en este centro y continua la situación de grave deterioro del módulo de mujeres", advierte.

   Por su parte, consultados sobre la situación, fuentes de la Comisaría Provincial de Cádiz de la Policía Nacional, han declinado hacer declaraciones sobre el CIE.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies