Vara pedirá al Gobierno que si se prorroga la licencia de Almaraz, se pague un canon o se rebaje el coste de la luz

358809.1.644.368.20170629122928
Vídeo de la noticia
Publicado 29/06/2017 12:29:28CET

    BADAJOZ, 29 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, ha anunciado que en el caso de que finalmente se prorrogue la licencia de explotación de la Central Nuclear de Almaraz (Cáceres), el Ejecutivo regional pondrá "condiciones", que pasarán por que se pague "un canon de 50 millones por cada uno de los reactores", o bien "que la energía cueste menos" en Extremadura, "como se ha hecho en otros lugares".

    "No vamos a permitir que nunca más las cosas ocurran como han ocurrido de aquí para atrás, y el momento de exigirlo es ahora", ha advertido el presidente extremeño, quien ha reiterado que si esta planta nuclear continúa operando más allá de su licencia actual, "no puede ser en las mismas condiciones que ahora".

   Y es que, según ha defendido, Extremadura no puede "seguir generando la energía para Madrid, y que eso le sirva a Madrid para crecer a los niveles que crece", y que "encima reprochen" a la comunidad "que tenemos los impuestos altos, porque ellos los bajan".

   De esta forma se ha pronunciado Guillermo Fernández Vara este jueves, en la conferencia 'Desafíos y Miradas' que ha pronunciado en Badajoz en el marco del Desayuno-Coloquio del Foro Hoy-Santander.

    "Creo que después de este tiempo bien haríamos en exigirlo y en reivindicarlo como pueblo", a pesar de que en la región "cuesta" unirse para reivindicarlo", tras lo que ha admitido que "no va a ser fácil", pero habrá "fortaleza en la sociedad civil unida alrededor de la política".

LA REGIÓN TIENE IMPUESTOS SUPERIORES

    "No puede ser", ha reiterado Fernández Vara, quien ha apuntado que Extremadura "tiene impuestos por encima de los que hay en Madrid porque ellos tienen ingresos extreordinarios con la energía que producimos aquí", ha señalado.

   El presidente regional ha aseverado que "la Extremadura de 2017 no es la Extremadura de los años 70", es decir, ya que ahora la comunidad tiene "autogobierno, dentro de un país que se llama España, y sometido, obviamente, a las leyes que a todos nos afectan", pero "aquí hay gente ahora que defiende los intereses de aquí".

   Según ha recordado, en los años 70 "alguien decidió que para darle luz a Madrid, había que construir aquí cuatro reactores nucleares", de los finalmente "se pudieron evitar dos, pero otros dos no", ha señalado Fernández Vara, quien ha apuntado que así ha estado la región "durante 40 años, transfiriendo energía de aquí allí y transfiriendo recursos económicos".

   Y es que "los impuestos se pagaban" en Madrid, ya que "en el ámbito energético, los impuestos los paga el consumidor final", por lo que Extremadura produce la energía "para que allí tuvieran luz y pudieran tener la actividad económica que tienen, y al mismo tiempo, esa luz donde dejaban los impuestos era allí", ha señalado Vara en alusión a la comunidad madrileña.

   En sentido, el presidente extremeño ha advertido que no puede aceptar "que me diga el ministro de Hacienda o la AIReF, que tenemos que recortar el gasto sanitario o el gasto educativo" en la comunidad, cuando ésta "éstá produciendo aquí la energía para que los demás no lo tengan que recortar".

PLANIFICACIÓN ENERGÉTICA NACIONAL

   Además, el presidente extremeño ha considerado que "un país no puede establecer su planificación energética central a central", algo que a su juicio es "un disparate", ante lo que ha confiado en que cuando en dos años haya que decidir sobre la continuidad o no de la Central Nuclear de Almaraz, el país ya "haya decidido cuál va a ser el mix energético" que quiere.

   "De la noche a la mañana no se puede hacer", ha apuntado Vara, quien ha aseverado que en la actualidad, "las propias centrales eléctricas están poniendo en duda la viabilidad de las propias centrales nucleares", algo que "está ya circulando, ya que ni ellas mismas se ponen de acuerdo respecto a lo que tiene que ser el futuro", ha dicho.

   En cualquier caso, el presidente extremeño ha recordado que el PSOE defiende "un calendario de cierre de las centrales nucleares", como han hecho otros países como Alemania.

   Finalmente, el presidente extremeño ha aseverado que "hay debates que no hubiese abierto nunca", pero sin embargo, "los ha abierto el Gobierno cuando ha pactado con el PNV, que para tener sus votos en los presupuestos, la energía en el País Vasco sea más barata", aunque lo que ha señalado que "o todos moros, o todos cristianos", ha aseverado.

   Una vez que la Junta de Extremadura ha puesto este planteamiento encima de la mesa, lo trasladará "a las partes afectadas y al propio gobierno", ha señalado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies