Santos pide a la ONU que fije su atención en la "militarización" de Venezuela

Militares venezolanos
REUTERS
Publicado 19/04/2017 18:01:15CET

BOGOTÁ, 19 Abr. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, ha pedido a su ministra de Exteriores, María Ángela Holguín, que traslade al secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, "la preocupante militarización de la sociedad venezolana".

"Solicité a la canciller que pida hoy al secretario general de ONU poner su atención en la preocupante militarización de la sociedad venezolana", ha anunciado este miércoles en su cuenta oficial de Twitter.

El mandatario colombiano ya expresó el martes en la misma red social su "seria preocupación" por la "militarización" del país vecino y, en consecuencia, hizo un llamamiento a la "cordura" de cara a las manifestaciones multitudinarias que se celebrarán este 19 de abril en Caracas.

El presidente venezolano, Nicolás Maduro, ha desplegado a la Milicia Nacional Bolivariana (MNB), formada por civiles armados, y ha activado el Plan Zamora, un programa especial de carácter cívico-militar, para "garantizar el funcionamiento del país, su seguridad, el orden interno y la integración social", en el marco de esta jornada de protestas.

La Mesa de Unidad Democrática (MUD) ha hecho un llamamiento directo a las Fuerzas Armadas para que se alineen con los manifestantes que han tomado las calles en las últimas semanas para denunciar el "golpe de Estado" del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) contra la Asamblea Nacional.

Los militares venezolanos guardaron silencio hasta el lunes cuando el ministro de Defensa, Vladimir Padrino, reafirmó la "lealtad institucional" de las Fuerzas Armadas.

CRISIS EN VENEZUELA

La tensión política en Venezuela alcanzó un nuevo pico el pasado marzo, cuando el TSJ despojó de sus poderes a la Asamblea Nacional --controlada por la oposición desde 2016-- y dejó sin inmunidad parlamentaria a los diputados.

El Gobierno de Maduro ordenó dar marcha atrás en sendas decisiones, algo que el TSJ cumplió, pero la oposición y la Organización de Estados Americanos (OEA) consideran que se ha producido una "ruptura del orden constitucional" que requiere elecciones anticipadas.

Desde entonces, se han intensificado las protestas, en el marco de las cuales han muerto al menos seis personas y cerca de 600 han sido detenidas --aunque muchas ya han sido puestas en libertad--, de acuerdo con la ONG local Foro Penal.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies