Ayuntamiento de Almería defiende la tasa a los artistas callejeros para tener un "equilibrio" en el uso de los espacios

El concejal de Cultura de Almería, Diego Cruz.
El concejal de Cultura de Almería, Diego Cruz. - AYUNTAMIENTO DE ALMERÍA
Publicado: martes, 12 marzo 2024 18:46

ALMERÍA, 12 Mar. (EUROPA PRESS) -

El concejal de Cultura, Tradiciones y Fiestas Mayores del Ayuntamiento de Almería, Diego Cruz, ha defendido este martes el cobro de una tasa y la expedición de un permiso municipal a los artistas callejeros que quieran desarrollar su actividad en la vía pública como medida para "encontrar un equilibrio que permita la expresión artística sin comprometer el devenir normal" de los espacios.

La iniciativa, según ha trasladado el Ayuntamiento en una nota, busca "fomentar y facilitar la actividad en la calle de los artistas urbanos, de forma regulada, sin perjuicio al desarrollo de la actividad comercial, hostelera y el uso ciudadano de los espacios públicos".

La finalidad de la propuesta municipal denominada 'AUA: Arte Urbano Almería' es doble, puesto que, según Cruz, pretende "fomentar y facilitar que músicos, actores, bailarines o malabares puedan desarrollar su trabajo en unas condiciones fijadas y planificadas" así como, a su vez, "regular y establecer unos parámetros para que puedan hacerlo sin que por ello se vea alterada ni la comodidad de los viandantes ni la vida comercial u hostelera".

"Es importante encontrar un equilibrio que permita la expresión artística sin comprometer el devenir normal de nuestros espacios públicos, así como establecer unos emplazamientos, unos horarios y la necesidad de obtener un permiso municipal, condiciones que servirán a todas las partes: artistas, negocios y ciudadanía que transiten por dichos espacios", ha justificado Cruz.

La regulación limita a once espacios de la ciudad la posibilidad de realizar actuaciones individuales o en grupos de máximo cinco personas --en tal caso solo en determinados espacios-- durante un periodo de tiempo no superior a dos horas, según la actividad, sin amplificación de sonido y, en su caso, con una percusión que permita "facilitar una base rítmica y de acompañamiento".

El concejal de Cultura califica esta iniciativa de "interesante y enriquecedora" al considerar que "el arte urbano ha tenido siempre el poder de transformar el entorno en un escenario vivo y dinámico" y "rompe las barreras entre el público y los artistas, creando un espacio donde la participación y la interacción son fundamentales".

"En un mundo cada vez más digital, estas manifestaciones artísticas nos recuerdan la importancia de la conexión humana y la vitalidad de la cultura desde lo más cotidiano y cercano", ha valorado.

Esta medida está "extendida en gran parte de las grandes capitales de provincia" y pretende una regulación "ordenada" de la vía pública, para lo que los interesados deberán solicitar un permiso indicando periodo y emplazamiento, aspectos estos también regulados en estas bases disponibles en la web municipal.