Actualizado 29/06/2022 10:11

Cinco detenidos por asesinar a un hombre en Chiclana (Cádiz) en un ajuste de cuentas por el narcotráfico

Uno de los detenidos en la operación para esclarecer el asesinato de un hombre en Chiclana.
Uno de los detenidos en la operación para esclarecer el asesinato de un hombre en Chiclana. - GUARDIA CIVIL

CHICLANA DE LA FRONTERA (CÁDIZ), 29 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil ha detenido a cinco personas por el asesinato de un hombre el pasado mes de enero en Chiclana (Cádiz). La víctima, de nacionalidad holandesa, fue hallada con un tiro en la cabeza al ser ejecutada por un ajuste de cuentas relacionado con el tráfico de drogas. Posteriormente, trasladaron el vehículo en el que se habían desplazado hasta otro punto de la localidad para incendiarlo con la intención de borrar pruebas.

Según ha explicado la Guardia Civil en una nota, la víctima estaba relacionada con un caso de narcotráfico de la "mocro mafia" holandesa. Los investigadores han llevado a cabo registros y detenciones en Chierry (Francia), Benalmádena y Alahurín el Grande (Málaga), y Guadiaro, San Martín del Tesorillo y Chiclana de la Frontera (Cádiz), en colaboración con las autoridades judiciales y policiales de Holanda y Francia.

A cargo de la Unidad Orgánica de Policía Judicial, la investigación se inició en los dos escenarios con una minuciosa inspección ocular, donde apareció el cadáver, y el lugar donde fue hallado el coche.
El hecho de trasladar el vehículo utilizado hasta otro lugar de la población e incendiarlo también desvelaba para los investigadores que se encontraban ante verdaderos profesionales del crimen.

La víctima realizaba actividades relacionadas con el tráfico de hachís entre la Costa del Sol, Holanda y Francia. Precisamente, los autores del asesinato se desplazaron desde Holanda hasta Málaga donde alquilaron el vehículo que posteriormente fue calcinado.

Tras identificar y localizar a cada uno de los implicados en la ejecución, los guardias civiles asignaron a cada uno de los objetivos el rol desempeñado en la organización y procedieron a las detenciones, incautando numerosos terminales móviles, documentación y material informático de gran interés para los hechos investigados.

Según ha explicado la Guardia Civil, a dos de los detenidos se les considera los presuntos autores del asesinato, pertenencia a organización criminal, tenencia ilícita de armas y daños. Mientras que los otros tres detenidos están acusados de encubrimiento.

La 'operación Stoom' ha sido llevada a cabo por la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Cádiz, contando con el apoyo de diversas Unidades de las Comandancias de Cádiz, Algeciras y Málaga además de la Unidad Técnica de Policía Judicial, Grupo de Acción Rápida, tutelada por la titular del Juzgado Mixto número 1 de Chiclana y coordinada con la Fiscalía de Cádiz.