Actualizado 25/06/2014 13:57 CET

Velasco dice que mantener imputada a la infanta demuestra que "nadie está por encima de las leyes"

Juez Eloy Velasco
EUROPA PRESS

El juez define de "medieval" que el Rey Juan Carlos sea aforado cuando ya no ejerce su cargo

SANTANDER, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El juez magistrado titular del Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, Eloy Velasco, ha asegurado que el hecho de que el juez José Castro mantenga imputada a la infanta Cristina en el Caso Nóos demuestra que "nadie está por encima de las leyes" y es una muestra del funcionamiento "normal" de la Administración de Justicia y que se ha valorado que hay "indicios valorables de criminalidad".

Así se ha pronunciado antes de participar en el encuentro 'El ADN en la investigación policial' que se celebra desde este miércoles y hasta el viernes 27 de junio en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP).

Además, cuestionado por los periodistas acerca de que se va a recurrir esta imputación, ha insistido de que es otro "síntoma de la normalidad" del sistema judicial. "Si hay partes que no entienden que sean racionales los indicios que ha encontrado el juez Castro, lo lógico, lo racional también, que forma parte del sistema del funcionamiento democrático, es recurrir. Es un síntoma más de normalidad", ha destacado.

Por ello, ha afirmado que la justicia actúa "con total independencia" porque si "existe un presunto hecho criminal y el juez observa que existen indicios razonables contra cierta persona, y si hay alguna parte que discrepa el criterio del juez, lo bueno es que tres jueces más antiguos y superiores revisen esa resolución a ver si está equivocada".

AFORAMIENTO DEL REY

Igualmente, acerca de la decisión del Gobierno de conceder el estatus de aforado al Rey Juan Carlos tras su abdicación, Velasco ha incidido en que "el aforamiento no significa inviolabilidad ni irresponsabilidad". "Solamente es un cambio de tribunal de determinadas personas, que acuden en primera instancia a tribunales con gente más formada y veterana, pero no significa impunidad", ha relatado.

Al mismo tiempo, ha aclarado que, para él, "lo importante es conectar el aforamiento con la función: en el momento en que una persona ejerce una alta función tiene sentido que esté aforado, mientras que en el momento en que no se ejerce ninguna función tiene sentido que sea un ciudadano normal".

Por todo ello, y cuestionado de nuevo al respecto después de su ponencia en el curso 'El ADN en la investigación policial', Velasco ha definido como "medieval" que una persona mantenga el estatus de aforado cuando ya no ejerce su cargo y que, en este caso del Rey Juan Carlos y su hijo el Rey Felipe VI, tenga "carácter hereditario".

"QUE LOS POLÍTICOS ARREGLEN" LA LENTITUD DE LA JUSTICIA

Por otro lado, preguntado acerca de las declaraciones que hizo este pasado lunes de la presidenta del PP de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, acerca de que la lentitud de la justicia provoca que ésta "no sea justa", el juez Velasco le ha contestado que entonces "lo arreglen ellos, que lo arreglen los políticos".

"Si la justicia es lenta es porque no se invierten suficientes recursos públicos en poner más jueces, en poner más juzgados y en poner más tribunales. La justicia es una de las pocas cosas, junto con la seguridad y junto con el ejército que no se puede financiar con recursos privados. Entonces, hay que mandar un mensaje a los políticos: que dejen de gasta dinero público en cosas para las que no está el dinero de los impuestos de los españoles y que lo gasten precisamente en cosas que no se pueden sufragar de otra forma que no sea a través de los impuestos", ha defendido.

Para leer más