Detenidos tres menores en Melilla acusados de agredir a otro en el centro de acogida

Actualizado 08/08/2018 16:38:30 CET

MELILLA, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Guardia Civil ha detenido en Melilla a tres menores extranjeros no acompañados (Menas), acogidos en el Centro de Menores la Purísima, acusados de un delito de robo con violencia en grado de tentativa con resultado de lesiones graves a otro menor, al que produjeron cortes en la oreja y brazo que requirieron asistencia médica.

Según ha informado un portavoz de Guardia Civil, la detención de estas tres personas se ha producido este miércoles, tras la llamada telefónica recibida en la comandancia por parte de la coordinadora del Módulo de Primera Acogida del Centro de Menores de la Purísima, que informaba de la agresión y lesiones sufridas por un menor interno en el mismo, que habían conllevado su atención médica.

La agresión se produjo el martes por la noche en el interior del centro y tras las pesquisas realizadas por el Área de Investigación de la Comandancia la Guardia Civil, han podido determinar que se llevó a cabo por parte de los tres menores detenidos.

Según Guardia Civil, los menores detenidos, presuntamente, abordaron al menor lesionado para que les diera el dinero que portaba, pero como no disponía de ese dinero, uno de ellos le asestó varios cortes con un objeto punzante que no ha podido ser identificado "en la oreja y brazo izquierdo", que han precisado de atención médica y administración de puntos de sutura.

El portavoz del Instituto Armado ha asegurado que los detenidos, también internos en el Centro de la Purísima, "formaban un grupo muy conflictivo, que tenía atemorizados a los otros menores, a los que acosaban de forma física y psicológica para que les dieran el dinero del que disponían y además amenazaban para que no interpusiesen denuncia de los hechos".

La mediación de los educadores del centro y la confianza generada en el menor agredido por parte de los agentes investigadores, ha conllevado la interposición de la denuncia penal con representante legal, dado el temor inicial del menor ante posibles represalias y la violencia que ejercen los detenidos, ha indicado la citada fuente.

Ha añadido que no es descartable que pueda sumarse a la misma alguna otra por parte de otros menores acogidos que igualmente hayan sido objeto de ese hostigamiento al que sometían el grupo a las víctimas.

Los tres detenidos, de nacionalidad marroquí, tienen entre 16 y 17 años y este miércoles han sido puestos a disposición de la Fiscal de Menores, junto a las diligencias instruidas, como supuestos autores de un delito de robo con violencia en grado de tentativa con resultado de lesiones graves.