Actualizado 01/12/2014 20:37 CET

Berizzo: "Necesitamos reaccionar y reconducir la situación"

MADRID, 1 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El técnico del RC Celta de Vigo, Eduardo Berizzo, resaltó este lunes la peligrosidad de la eliminatoria de dieciseisavos de la Copa del Rey ante la UD Las Palmas, al que los celestes se miden el martes (22.00 horas) en el partido de ida, un rival "muy difícil" contra el que necesitarán "reconducir la situación" complicada que se vive en el entorno vigués tras encadenar dos derrotas en Liga BBVA.

   "Tendremos que estar concentrados e imprimir nuestro sello, nuestra posesión de pelota. Nos hemos caracterizado por jugar de una manera muy regular siempre, y mañana es una buena prueba para todos. Venimos de dos derrotas y necesitamos reaccionar, reconducir la situación", indicó el entrenador del conjunto gallego.

   "Queremos ganar ante un rival que no es líder de Segunda División por casualidad. Es un cruce peligroso frente a un rival muy difícil, que juega bien y cuenta con jugadores muy buenos en ataque, rápidos e incisivos", prosiguió.

   Berizzo aseguró que no especulará con la alineación, pese a reconocer que sí jugarán de inicio varios jugadores poco habituales en el once titular. "El partido tiene un significado muy importante, porque es en estos partidos donde uno no pierde el tono, no pierde la concentración y muestra verdaderamente su línea de rendimiento. No hay que bajar la guardia; no hay espacio en el fútbol para otorgar licencia a tu rival ni para dejar pasar minutos y partidos", insistió al respecto.

   "Sería bueno jugar bien, y después de jugar bien, sería bueno ganar; y si después resolvemos la eliminatoria, pues mejor. Pero no me aventuro, no creo que sea una eliminatoria que se sentencie en un partido. No creo que este partido aliviane lo que nos espera a la vuelta en Balaídos. Yo nunca planteo un partido de manera especulativa ni de ninguna manera que no sea para ganar", comentó el preparador del Celta.

   Berizzo también admitió que confía en que sus pupilos aprovechen el choque copero para reivindicarse, tanto a nivel colectivo como a nivel individual. "El equipo sabe lo que hace bien y lo que hace mal, y debemos creer en la dificultad mucho más que en los buenos momentos. Es ahí donde se prueba la convicción de un equipo y somos capaces de seguir creyendo en lo que hacemos a pesar de las derrotas. Lo preocupante sería extraviarnos en el juego, pero eso no sucede. Así que, cuando ejecutemos mejor ante el arco rival, ganaremos partidos y los resultados irán de la mano del buen juego", puntualizó finalmente.

Para leer más