Fotocasa y pisos.com celebran las medidas del Gobierno e Idealista cree que subirá el precio del alquiler

Alquiler de vivienda
Europa Press - Archivo
Publicado 14/12/2018 16:11:04CET

MADRID, 14 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los portales inmobiliarios Fotocasa y pisos.com han celebrado las medidas urgentes incluidas en el real decreto ley aprobado por el Gobierno para mejorar el acceso a la vivienda y favorecer el alquiler asequible, mientras que Idealista cree que las medidas penalizan a los propietarios y acabarán reduciendo la oferta e incrementando los precios del alquiler.

El jefe de Estudios de idealista, Fernando Encinar, ha indicado que el cambio de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) incluido en las medidas del Gobierno "desequilibra la balanza" entre el propietario y el inquilino, y ha añadido que las medidas "penalizan" a los propietarios, lo que acabará provocando que la oferta sea menor y los precios suban.

Encinar también echa en falta soluciones que animen a los propietarios de casas vacías a ponerlas en alquiler y considera que "con lo aprobado por el Gobierno se genera más incertidumbre legal y aumenta la desconfianza".

Por su parte, la directora de Estudios de fotocasa, Beatriz Toribio, ha valorado que el real decreto ley no incluya los planteamientos iniciales de contemplar medidas orientadas a limitar el precio de los alquileres en aquellas zonas tensionadas, ya que el precio de los alquileres se está normalizando "en buena parte del país" y algunas de las medidas que se habían planteado para controlar los precios "no eran las más convenientes para mejorar la oferta de vivienda en alquiler, el principal problema que tiene este mercado".

Además, recuerda que el precio medio del alquiler ya está dando "claros signos de estabilización", puesto que hace un año subía en todas las comunidades autónomas y ahora solo en cuatro. El año 2018 cerrará con un alza interanual de entorno al 1%, frente al 9% de 2017, según cálculos de Fotocasa.

De las medidas aprobadas el portal inmobiliario destaca que se alargue la duración de los contratos de 3 a 5 años (o 7 años si el arrendador es persona jurídica), ya que "da mayor estabilidad al arrendatario y al arrendador que busca seguridad y tranquilidad, sobre todo en el caso de tener un buen inquilino".

Toribio también valora que se limite por ley que la fianza no pueda superar las dos mensualidades, ya que aunque es un herramienta que da mucha seguridad a los propietarios en caso de impago o desperfectos, en los últimos tiempos a veces "era una barrera de entrada para acceder a una vivienda en alquiler".

RESPUESTA AL ALZA DE LOS PRECIOS

En esta línea, el director de Estudios de pisos.com, Ferran Font, considera en cambio que la modificación de la LAU otorga mayor protección a los inquilinos en relación a la realidad actual. "Estas medidas son la respuesta al crecimiento de los precios del alquiler, sobre todo, en ciudades muy tensionadas debido al alquiler turístico y a la fuerte demanda de inquilinos residenciales, como Madrid y Barcelona", ha subrayado.

Además, ha valorado que estas nuevas pautas tratan de paliar el "drama" de los desahucios producidos por el impago del alquiler, que supone el 65%, según datos del CGPJ, y ha destacado que el Gobierno ha mostrado su compromiso a la hora de articular más cambios en los procesos de desahucio para proteger a aquella población más vulnerable.

Respecto al nuevo marco el poder de los ayuntamientos para fijar precios o limitar las subidas en las mensualidades que ha quedado fuera de la norma, señala que se trataba de una de las principales controversias que existían entre los agentes del sector debido a las dudas sobre su efectividad.

A pesar de que echa en falta fórmulas que animen a los propietarios a sacar al mercado sus viviendas vacías, Font considera que todas las medidas que vayan enfocadas a la mejora del mercado de alquiler y a la protección de los inquilinos son "bienvenidas", siempre que respeten la propia dinámica natural del mercado".

Para Font, es una "buena noticia" también que el Gobierno haya decidido apostar por generar parque público de alquiler movilizando suelo y llegando a acuerdos de colaboración público-privada. En la actualidad, el alquiler social en España representa un 2,5% del total frente al 17% de Francia o el 30% de Holanda y Dinamarca.