Economía/Energía.- España moderó su consumo de petróleo un 3,7% en 2008 aunque aumentó un 9,9% la demanda de gas natural

Actualizado 17/02/2009 14:29:18 CET

MADRID, 17 Feb. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de Energía, Pedro Marín, afirmó hoy que el consumo de productos petrolíferos en España se redujo un 3,7% a cierre de 2008, que en caso de los combustibles para transporte alcanzó el 4%, mientras que la demanda de gas natural se incrementó un 9,9% gracias a la demanda para generación eléctrica, que suponen un 40%.

Durante su comparecencia ante la Comisión de Industria del Congreso, Marín explicó que el consumo energético se ha "ralentizado" en todas las fuentes salvo en el gas natural. En este sentido, destacó la buena posición de España por su amplia diversificación de aprovisionamiento, en la que el mayor proveedor, Argelia, supone sólo un 30% del total.

Según los datos provisionales que maneja Industria sobre el balance energético de 2008, la intensidad energética primaria alcanzó las 165,8 toneladas equivalentes de petróleo (tep) por cada millón de euros de de PIB (a precios de 2000), lo que supone un descenso del 4,6% respecto a 2007.

El secretario general celebró que estas cifras consolidan las mejoras por cuarto año consecutivo, acumulando un descenso del 11,9% desde 2005, que aproxima a nuestro país a la media europea de los últimos años, y "avalan" las medidas de ahorro y eficiencia energética del Gobierno.

Así, 2008 se ha saldado con una producción neta de electricidad neta de 308 TW/h, un 2,6% más, y una demanda de 293 TW/h, un 1,1% más, aunque advirtió que a partir de octubre se registró un cambio de tendencia en octubre, que se mantiene a principios de febrero.

PRECIOS DE LA ELECTRICIDAD

Respeto al mercado mayorista de electricidad, señaló que la cotización a la baja de materias primas ha tenido un impacto en la reducción de precios de 68 euros por MW/h a una estimación de 45 euros MW/h durante próximos años, si bien "no es posible" trasladarla a las tarifas para los consumidores porque el peso en ellas de los costes de energías renovables y, principalmente, el déficit de tarifa.

Por otro lado, mostró su confianza en que los precios del petróleo se estabilicen y se reduzca su volatilidad en unos "valores razonables", tanto para los consumidores como para las futuras prospecciones.

Asimismo, auguró que las tarifas de último recurso de gas natural registrarán "importantes bajadas" en 2009, a las que se sumarán la caída de la bombona de butano de entre un 10% y un 20%. Asimismo auguró un nivel de mercado de derechos de emisiones del 12 euros por tonelada en próximos ejercicios, que puede reducirse a los 10 euros.

LA NUCLEAR NO ES LA SOLUCIÓN

En lo referente a las energías renovables, éstas elevaron el porcentaje sobre energía primaria total consumida un 9,1% en 2008, "mermada" por el descenso de la energía hidroeléctrica.

Por otro lado, Marín aseguró que la energía nuclear "no es la solución" a los problemas de dependencia energética de España y tiene un papel "muy limitado", ya que su aplicación se dispone exclusivamente para la generación de electricidad, que supone el 20% del consumo final en nuestro país, frente al peso de los combustibles fósiles.

Además, señaló que la construcción y puesta en marcha de nuevas centrales "llevaría mucho tiempo".