Publicado 30/09/2022 13:34

El encarecimiento del gas supuso 3,4 puntos porcentuales del IPC en España en agosto, según el Banco de España

HANDOUT - 29 September 2022, Sweden, -: An aerial view of the gas leak at Nord Stream 2. Photo: Swedish Coast Guard/dpa - ATTENTION: editorial use only and only if the credit mentioned above is referenced in full
HANDOUT - 29 September 2022, Sweden, -: An aerial view of the gas leak at Nord Stream 2. Photo: Swedish Coast Guard/dpa - ATTENTION: editorial use only and only if the credit mentioned above is referenced in full - Swedish Coast Guard/dpa

Los precios del gas natural se han multiplicado por nueve desde enero de 2021

MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

El aumento del precio mayorista del gas natural desde enero de 2021 ha supuesto 3,4 puntos porcentuales de la inflación total observada (del 10,5%) en España en agosto, según las estimaciones realizadas por los analistas del Banco de España y reflejadas en un artículo publicado este viernes.

También apuntan que el encarecimiento de esta materia prima ha supuesto 3,1 puntos porcentuales de la inflación registrada en la eurozona en agosto, que se situó en el 9,1%.

Asimismo, destaca que las "tensiones en los mercados mayoristas de gas natural", las cuales se han intensificado tras la invasión rusa de Ucrania, "han condicionado sensiblemente el devenir tanto de la economía española" como el de la eurozona.

"Estas tensiones se han visto reflejadas, especialmente, en una extraordinaria escalada de los precios mayoristas del gas, que se han duplicado desde enero de 2022 y multiplicado por nueve desde principios de 2021", añade.

El análisis realizado hace hincapié en que el encarecimiento del gas natural puede trasladarse a los precios del consumo de forma directa o indirecta.

Los efectos directos se derivan del aumento de los precios que los consumidores afrontan en su consumo de gas en el hogar, mientras que los indirectos se asocian al encarecimiento de los productos que utilizan el gas natural en sus procesos productivos o cuyo precio está muy influido por el de esta materia prima.

Así, la publicación resalta que el precio mayorista del gas natural "influye muy especialmente en la determinación de los precios mayoristas de la electricidad", los cuales acaban trasladándose a las facturas de empresas y consumidores.

No obstante, en el artículo se advierte de que "algunos aspectos específicos de la coyuntura actual podrían provocar que los efectos de un encarecimiento del gas sobre la inflación tuvieran, en estos momentos, una intensidad diferente de la estimada según las relaciones históricas observadas".

Así, el impacto podría ser inferior a las estimaciones debido a que en algunas jurisdicciones, como la española, se han introducido medidas fiscales "muy significativas" en términos históricos para limitar el alza de los precios de consumo o se han modificado ciertos "aspectos regulatorios clave" para reducir la vinculación entre los precios del gas y los de la electricidad.

Por otro lado, los efectos podrían ser mayores "debido a posibles no linealidades derivadas de la magnitud y la persistencia del actual repunte de los precios del gas, sin precedentes en la historia reciente".

Por ello, los analistas del Banco de España advierten que las estimaciones realizadas no deben tomarse como una "previsión de futuro" de la evolución de los precios del gas o de la inflación.

Más información