El sistema eléctrico registra un desfase 299 millones inferior al previsto gracias a la mayor demanda

Publicado 26/06/2015 14:02:33CET
Enchufe, enchufes, electricidad, red eléctrica
EUROPA PRESS

El sistema gasista entra en superávit

MADRID, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

El déficit de tarifa provisional del sistema eléctrico, que se produce porque los costes de la actividad regulada son inferiores a los ingresos obtenidos a través de los peajes, se situó en 1.430 millones de euros hasta abril, lo que supone un desfase 299 millones de euros inferior al previsto para este periodo.

Estas cifras aparecen recogidas en la cuarta liquidación provisional del ejercicio elaborada por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), en la que el regulador ofrece unas estimaciones en las que se mejora la previsión actual, en la que se pronostica que el ejercicio 2015 concluirá en equilibrio tarifario.

El regulador indica que la demanda y los ingresos obtenidos por peajes se encuentran por encima de la media de los últimos años. El consumo aumenta a un ritmo del 1,7%, mientras que los peajes son un 1,6% superiores a lo previsto.

Sobre las partidas de impuestos que llegan al sistema eléctrico para computarse como ingresos, la CNMC señala que se han recibido 202 millones en abril, de los que 167 millones proceden de los gravámenes y otros 35 millones de las subastas de derechos de emisión. Los ingresos acumulados por este concepto ascienden a 280 millones.

En el lado de los costes regulados, fueron hasta abril 214 millones inferiores a lo previsto, debido a unos pagos por capacidad 102 millones por debajo del pronóstico y una retribución a renovables y cogeneración 127 millones inferior.

Los incentivos a estas tecnologías acumulados hasta abril ascienden a 2.199 millones. Estas tecnologías, conforme a la nueva regulación, recibirán el 76,2% de su retribución, con el objeto de financiar los desajustes temporales del sistema.

SUPERÁVIT EN GAS

Por otro lado, la cuarta liquidación mensual del sistema gasista arroja un superávit de caja de 33 millones de euros, con lo que el índice de cobertura asciende al 103,4% de la retribución acreditada.

Los ingresos neto liquidables ascendieron a 1.014 millones de euros, mientras que la retribución total fija acreditada a las empresas asciende a 971 millones de euros.