ATA pide al Parlamento que los autónomos en paro puedan jubilarse anticipadamente a los 61 años

Actualizado 08/02/2011 14:27:29 CET
EP

MADRID, 8 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Federación Nacional de Trabajadores Autónomos (ATA) ha enviado a los grupos parlamentarios una serie de propuestas para enmendar la reforma de las pensiones, entre las que plantean que los autónomos que hayan cesado involuntariamente en su actividad puedan jubilarse anticipadamente a los 61 años con los mismos requisitos y los mismos coeficientes reductores que se les aplican a los asalariados.

En total, ATA ha remitido a los partidos políticos cuatro enmiendas. En otra de ellas, la organización de autónomos plantea la implantación de exenciones, devoluciones o bonificaciones en las cotizaciones a la Seguridad Social para determinados colectivos de autónomos que hayan experimentado caídas en su actividad, todo con el objetivo de que no opten por la economía sumergida.

Asimismo, la organización que preside Lorenzo Amor pide que las subidas anuales de las bases de cotización sean consesuadas con los representantes de los autónomos y discutidas en el marco del Consejo Estatal del Trabajo Autónomo.

PROPUESTAS EN POLÍTICAS ACTIVAS DE EMPLEO.

Por último, ATA propone incluir una representación de las organizaciones de trabajadores por cuenta propia en los órganos directivos de las mutuas de accidentes laborales y enfermedades profesionales.

En materia de políticas activas de empleo, tanto ATA como UPTA ya hicieron llegar a los grupos parlamentarios sus propuestas de cara a reforzar la apuesta por el autoempleo. Así, han pedido una bonificación del 50% en las cuotas de aquellos trabajadores que, cotizando al Régimen General, se den de alta también en el Régimen de Autónomos. Esto, alegan, podría sacar a algunos trabajadores de la economía sumergida.

También han solicitado que se estudie la posible reducción de las cotización a la Seguridad Social en los sectores de construcción y transporte para los autónomos que carezcan de asalariados, y que se eleve hasta el 100% la capitalización de la prestación por desempleo para montar un negocio, aunque en dos tramos: el 80% se recibiría en un primer momento y el 20% restante a los seis meses.

En cuanto al programa extraordinario para la transición hacia un empleo estable, las organizaciones de autónomos han pedido extenderlo a los autónomos que contraten como primer asalariado a jóvenes de hasta 30 años y parados de larga duración, aplicándoles una bonificación del 100% en las cotizaciones durante el primer año de vigencia del contrato y del 50% en el caso de que las personas contratadas sean beneficiarias de prestaciones contributivas o asistenciales.

Asimismo, quieren que se amplíe a las mujeres mayores de 45 años las bonificaciones actuales de cuotas empresariales de jóvenes menores de 30 años y mujeres de menos de 35, y que se ponga en marcha un programa de asistencia técnica para aquellos autónomos que hayan cesado su actividad en meses pasados o que se encuentren en situaciones críticas para mantener el empleo.