Publicado 01/02/2016 19:03CET

La empresa aragonesa Sensolabs impulsa la teleasistencia inteligente

Impulsores de Sensovida.
SENSOVIDA

ZARAGOZA, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

La empresa aragonesa Sensolabs impulsa la teleasistencia inteligente para personas dependientes. Con su sistema Sensovida facilitan la monitorización de personas mayores en sus hogares.

En declaraciones a Europa Press, el responsable de Sensolabs, Fidel de la Hoya, ha mencionado que Sensovida busca que las personas mayores o dependientes puedan mantener la autonomía en su hogar durante "el máximo tiempo posible", gracias a las últimas tecnologías.

Este proyecto Sensovida surge de la inquietud de cuatro ingenieros aragoneses: Fidel de la Hoya, Elvira Morán, Nerea Barba y Eduardo Moreno.

Así, la principal aportación de este sistema es que los datos que recoge del usuario se pueden consultar en tiempo real a través de ordenadores y smartphones, mediante una app que notifica cualquier tipo de emergencia al instante, por lo que aumenta la seguridad.

"Para ello, se basa en la utilización de sensores ambientales colocados en puntos estratégicos del hogar, como habitaciones, puertas y frigoríficos, a través de los que se recoge información de las rutinas de sus habitantes", ha explicado Fidel de la Hoya.

Estos datos son tratados mediante algoritmos avanzados y transformados en información útil que se centraliza en una app, a la que tienen acceso en tiempo real tanto los cuidadores de Sensovida como los familiares que están al cargo de la persona mayor o dependiente.

No obstante, una de las principales ventajas que tiene este sistema, según Fidel de la Hoya, es que "en ningún momento" se interfiere en la privacidad de la persona, ya que no se utilizan ni cámaras ni micrófonos. Lo que se emplean es una serie de sensores que registran los movimientos sin "invadir" el espacio personal del dependiente.

Este sistema es capaz de detectar desde si una persona lleva demasiado tiempo en el baño o en la cama hasta si hay un aumento de la temperatura en la habitación suficiente para que se haya iniciado un incendio.

En caso de emergencia, al contrario que otros sistemas, Sensovida no requiere que se pulse ningún botón. Los sensores son capaces de establecer las actividades, o inacción, que están fuera de la rutina del usuario y mandar una alerta para asegurar que la persona se encuentra en perfecto estado. No obstante, se cuenta con una pulsera para comunicar con el centro de control si es necesario.

"El objetivo es que las personas puedan tener la máxima autonomía posible en el hogar durante el mayor tiempo, con la seguridad y la tranquilidad de tener un cuidado constante", ha aseverado.

El sistema de teleasistencia Sensovida ha sido elegido para formar parte del servicio a domicilio 'SoyHogar' de la Fundación Rey Ardid, donde se notifica cualquier tipo de emergencia al instante.