Publicado 13/08/2020 16:57:24 +02:00CET

CaixaBank colabora con el Centro Padre Lasa de Pamplona para paliar los efectos de la crisis del Covid-19 en migrantes

PAMPLONA, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

Fundación La Caixa ha apoyado, a través de CaixaBank, el programa de acogida y acompañamiento a familias migrantes o de origen migrante que desarrolla el Centro Padre Lasa en el barrio de Lourdes de Tudela y para el que ha realizado una aportación de 5.000 euros.

El Centro Padre Lasa es una entidad que pertenece a la Obra Social de la Compañía de Jesús y que tiene como objetivo "acompañar, servir y defender" a las personas, colectivos y asociaciones de inmigrantes residentes en Tudela y comarca, en situación de vulnerabilidad, exclusión social y/o pobreza. Entre los programas que tienen en marcha, está el de acogida y acompañamiento a familias y menores de origen migrante o en situación de riesgo de exclusión que pretende acoger y acompañar a estas familias, cuyos procesos de integración se ven afectados por una doble referencia cultural en la que viven.

"Estas familias, aquejadas muchas veces de escasez de recursos, desconocimiento del idioma, ignorancia del funcionamiento administrativo, etc, han visto agravada su situación con motivo de la crisis de la Covid-19", motivo por el que el centro ha decidido acometer un proyecto de emergencia para afrontar las consecuencias que entre estas personas está teniendo el coronavirus y que "afectan a necesidades básicas y cotidianas".

Isabel Moreno, directora territorial Ebro de CaixaBank, ha destacado la labor que el centro Padre Lasa desempeña para "acercar a la ciudadanía la realidad de las personas migrantes en clave de derechos y deberes y para contribuir a una cultura hospitalaria e inclusiva".

La Fundación Civil San Francisco Javier nace en 2001 respondiendo al compromiso de justicia social que tiene la Compañía de Jesús. En Tudela trabaja en el ámbito de la intervención comunitaria para gestionar las migraciones desde un enfoque psicosocial, teniendo como objetivo promocionar la integración social y la gestión positiva de la diversidad. Como medio para desarrollar esa labor social, en 2008 inaugura el Centro Padre Lasa, un centro de Intervención Psicosocial Comunitaria que pretende abordar el fenómeno migratorio en la localidad.