Actualizado 05/02/2010 18:38

Europa no cumple los objetivos de igualdad 15 años después

ministra de Igualdad, Bibiana Aído
ministra de Igualdad, Bibiana Aído - EP


CÁDIZ, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Foro Europeo de Mujeres Beijing+15 organizado por la Presidencia española de la UE en Cádiz cerró este viernes sus puertas con "los deberes hechos", según el Ministerio de Igualdad, y con la conclusión de que se han producido "muchos y muy importantes" avances desde la IV Conferencia Mundial de la Mujer que acogió China en 1995, aunque quedan muchos retos pendientes, han surgido algunos nuevos y otros, comprometidos hace más de una década, no se han comenzado a desarrollar.

Según explicó en la ceremonia de clausura la secretaria general de Políticas de Igualdad del ministerio español, Isabel Martínez, "15 años después han surgido nuevos retos" entre los que citó el combatir las nuevas formas de discriminación, especialmente sobre los inmigrantes, las mujeres en precariedad laboral o aquellas que padecen violencia machista. Además, apuntó, hay "nuevos objetivos", como la incorporación de la perspectiva de género a la estrategia 2020 de crecimiento económico de la UE

Así se desprende de las conclusiones de los grupos de debate y paneles que a lo largo de dos días han analizado cuestiones como la presencia femenina en el ámbito de la economía. Sobre este asunto, el Foro considera necesario "un nuevo paradigma de corresponsabilidad" que mediante permisos de paternidad remunerados y no transferibles, permitan eliminar la doble carga que soportan las madres trabajadoras.

Además, el Foro insta a todos los Estados a incorporar a la mujer en sus políticas de recuperación económica y a promover su presencia en los órganos de dirección empresarial mediante acciones para "acabar con los obstáculos", ya que la brecha salarial y las diferencias en la tasa de empleo femenino y masculino siguen siendo retos pendientes en los distintos países de la Unión Europea.

En este sentido, el panel centrado en mujer y toma de decisiones concluyó que si bien se han producido avances porque los Estados miembros de la UE suman ya 130 ministras, el liderazgo femenino no está consolidado, porque los puestos que ocupan "tienen un elevadísimo índice de rotación". Para el Foro, la auténtica democracia es aquella en la que forman parte las mujeres "no por estadística", sino por pleno derecho.

Otro de los paneles se centró en la propuesta de Beijing sobre la imagen de la mujer en los medios de comunicación, un asunto que forma parte de "los objetivos desatendidos", según las conclusiones del panel específico sobre este asunto, porque "no hay indicadores", aunque se percibe que "siguen dando una imagen distorsionada de la mujer". Además, "faltan códigos de autorregulación que se cumplan" y una definición jurídica de la expresión "estereotipo".

EDUCACIÓN SEXISTA

Este mismo panel abordó la situación de la Educación con una evaluación "negativa en general" porque si bien se ha avanzado en cantidad ya que cada vez hay más licenciadas, es necesario crecer en calidad porque a juicio de los expertos, los contenidos apenas han cambiado en estos 15 años y siguen siendo sexistas, con la mujer excluida de los libros de texto y una vuelta a "planteamientos ya olvidados como la segregación en las aulas".

En cuanto a la salud y su relación con la violencia sobre las mujeres, el Foro ha concluido que se ha avanzado y todos los Estados miembros han asumido compromisos y han dado un tratamiento "más en profundidad" a la salud sexual y reproductiva, aunque los expertos reivindican un abordaje de la violencia de género desde el ámbito sanitario y defienden la elaboración de indicadores comunes a través de instituciones como el Observatorio Europeo de Violencia de Género que ha propuesto la presidencia española.