19 de febrero de 2020
 

Puig insiste en la necesidad de situar la sostenibilidad como "cuestión fundamental" de la agenda política

Publicado 13/02/2020 17:47:48CET
Presentación del 'Proyecto Cañaveral' , con la presencia del President de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig
Presentación del 'Proyecto Cañaveral' , con la presencia del President de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig - HEINEKEN

VALÈNCIA/MADRID, 13 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, ha insistido en la necesidad de situar la sostenibilidad como "una cuestión fundamental" de la agenda política y en conectar con ella el futuro de la industria.

Así se ha pronunciado durante su visita al 'Proyecto Cañaveral' en Quart de Poblet (Valencia), una iniciativa de recuperación medioambiental impulsada por Heineken, empresa con la que la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica mantiene un convenio de colaboración.

También ha destacado la cooperación público-privada como un "elemento clave" para hacer frente a la crisis climática y a la transición energética. "Lo que tenemos que hacer siempre es cooperar, colaborar y buscar fórmulas de la mayor complicidad posible sobre aquellos grandes temas y cuestiones que afectan a la ciudadanía", ha afirmado el 'president'.

Asimismo, ha apostado por esta colaboración mixta para luchar contra el cambio climático en el Mediterráneo, donde "ya se están notando los efectos directos". En este sentido, ha señalado la necesidad de trabajar "juntos" en la transición energética para afrontar la lucha contra la crisis climática "sin que nadie se quede al margen".

'PROYECTO CAÑAVERAL'

Puig ha explicado que el 'Proyecto Cañaveral' es un ejemplo de "cómo trabajar juntos por salvar" l'Albufera a través de más aportes de agua, mayor respeto y "mayor capacidad de unir a la sociedad valenciana en un ambición común". "Es uno de los humedales más importantes de Europa y lo debe continuar siendo", ha afirmado Puig, quien ha añadido que "es un pulmón para nuestra supervivencia".

El objetivo es devolver el agua utilizada por la industria cervecera Heineken al barranco del Poyo, uno de los principales cauces que desemboca en el parque natural. Se trata de una actuación a lo largo de 1,7 kilómetros para sustituir la caña común, una especie invasora que consume 10 veces más agua, por especies autóctonas.

Además, ha dicho Puig, esta acción es una muestra de lo que debe ser la nueva economía, "comprometida con el empleo y, al mismo tiempo, con la sostenibilidad". "El medio ambiente, la sostenibilidad y la economía circular han de ser los ejes fundamentales del desarrollo 5.0 que defendemos en la Comunitat", ha concluido.

Según la evaluación realizada por la Universidad Politécnica de Valencia, las actuaciones desarrolladas por Heineken España en el Proyecto Cañaveral permiten una compensación hídrica anual de 430 millones de litros de agua, equivalente a 1,5 veces el agua utilizada en la fábrica de Quart de Poblet (Valencia).

Con una inversión de más de 300.000 euros, los trabajos del Proyecto Cañaveral desarrollados en el Barranco del Poyo se han centrado en la restauración ecológica y la rehabilitación hídrica del principal afluente del Parque Natural de La Albufera, considerado un humedal RAMSAR (lista que integra las zonas húmedas más importantes del mundo desde el punto de vista de su interés ecológico y para la conservación de la biodiversidad).

Las acciones desarrolladas han logrado una reducción del consumo de agua del 76% en la zona restaurada, gracias a la eliminación de 7,3 hectáreas de caña común (Arundo Donax), una de las cien especies vegetales más invasoras del mundo, que además de favorecer los incendios consume una gran cantidad de agua (que puede llegar a multiplicarse por diez en época estival).

En su retirada se emplearon procedimientos mecánicos sin uso de fitocidas, el método más efectivo y respetuoso con el medio acuático y su biodiversidad, según informa Heineken. Además, se realizó una importante labor de limpieza del cauce y retirada de residuos en sus alrededores, a la que se sumaron de forma voluntaria los empleados de la fábrica de Heineken en Valencia.

Posteriormente, las actuaciones del Proyecto Cañaveral se centraron en restaurar el hábitat a través de la plantación de 4.726 ejemplares de 20 especies autóctonas de la Comunidad Valenciana; una significativa muestra de vegetación de ribera más respetuosa con su entorno, procedente del río Sot (de Chera) y del vivero del Centro para la Investigación y Experimentación Forestal (CIEF) de la Generalitat.

Heineken destaca además la introducción de olmos resistentes a la enfermedad de la grafiosis, una innovadora aportación realizada gracias al Ministerio de Agricultura Pesca y Alimentación.

Contador

Para leer más