Publicado 18/09/2020 11:59CET

ACNUR alerta de una grave falta de fondos para atender a refugiados en plena pandemia

Un niño refugiado somalí se lava las manos antes de ingresar al centro de salud en el campamento de Buramino, Etiopía
Un niño refugiado somalí se lava las manos antes de ingresar al centro de salud en el campamento de Buramino, Etiopía - GIULIA NABONI / ACNUR / FUNDACIÓN LA CAIXA

MADRID, 18 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) ha alertado de que tiene cubierto menos de la mitad de su presupuesto para este año, en un contexto marcado por un aumento de las emergencias humanitarias derivado de la pandemia de COVID-19, una "fuerza multiplicadora" de las necesidades de la población refugiada.

La agencia había solicitado para 2020 9.100 millones de dólares, pero solo ha recibido un 49 por ciento. Las carencias se hacen especialmente palpables en los países de ingresos bajos y medios, precisamente donde vive el 85 por ciento de los refugiados registrados en todo el mundo.

En concreto, a ACNUR le preocupa las situaciones en Afganistán, Burundi, República Centroafricana, Irak, República Democrática del Congo, Somalia, Sudán del Sur, Siria, Venezuela y la ruta migratoria del Mediterráneo Central, a las que destina el 56 por ciento de su presupuesto anual.

La 'número dos' de ACNUR, Kelly T. Clements, ha llamado a la comunidad internacional a "ampliar el foco" durante la emergencia sanitaria, ya que "ahora es tiempo de aumentar el apoyo". "Millones de personas dependen de frágiles ingresos que ahora están en peligro", ha avisado.

La falta de fondos ya se ha traducido en la suspensión de numerosos programas, mientras que muchos otros están "a punto de ser cancelados o reducidos" si la organización no puede sufragar los gastos.

ACNUR teme tener que reducir o incluso interrumpir la ayuda que brinda a refugiados sirios para pasar el invierno, mientras que las carencias ya han llevado a parar la asistencia económica ofrecida a familias venezolanas en Argentina, Chile, Colombia y Ecuador.

Para leer más