Alemania condena los actos de "odio" contra judíos tras el reconocimiento de Jerusalén como capital israelí

Protestas en Berlín contra el reconocimiento de Jerusalén como capital israelí
REUTERS / AXEL SCHMIDT
Actualizado 11/12/2017 15:53:39 CET


BERLÍN, 11 (Reuters/EP)

El Gobierno alemán ha condenado este lunes los actos de "odio" que se han producido en los últimos días en Berlín y otras capitales europeas en el marco de las protestas por la decisión de Estados Unidos de reconocer Jerusalén como capital israelí.

El portavoz gubernamental, Steffen Seibert, ha reiterado en una rueda de prensa la oposición de Alemania a esta decisión estadounidense, si bien ha subrayado que no justifica en modo alguno "las atrocidades antisemitas" que se han sucedido estos días.

En Alemania, el viernes se quemaron banderas israelíes frente a la Embajada israelí y el domingo se repitió esta escena en una manifestación multitudinaria en Berlín. Además, se han producido "sucesos aislados" en Munich y otras ciudades.

"Condenamos todas las formas de antisemitismo y xenofobia. Ni siquiera el estatus de Jerusalén justifica estas acciones", ha dicho la canciller alemana, Angela Merkel, durante una reunión de la cúpula de la Unión Cristiano Demócrata (CDU).

"Deberíamos avergonzarnos", ha apuntado Seibert. "Nuestras leyes garantizan las libertades de expresión y reunión y el derecho a la protesta pacífica, pero no es un pase libre para atrocidades antisemitas y para la incitación a la violencia o la violencia misma", ha recalcado.

Seibert también ha criticado las palabras del presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, que durante el fin de semana se ha referido a Israel como "un Estado terrorista". "Creemos que es completamente equivocado, inaceptable e inapropiado", ha afirmado en declaraciones a la prensa.

El Gobierno de Donald Trump reconoció el pasado miércoles a Jerusalén como capital israelí, desatando la ira del mundo árabe y de la comunidad internacional en general porque el estatus de la Ciudad Santa es clave para alcanzar un acuerdo de paz entre israelíes y palestinos.