CCOO pide que el proyecto de la Gavidia reserve "una parte significativa y reconocible" a la memoria histórica

Edificio de la Gavidia
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 11/10/2018 15:02:43CET

SEVILLA, 11 Oct. (EUROPA PRESS) -

La unión provincial de CCOO ha manifestado este jueves que la nueva operación promovida por el Ayuntamiento de Sevilla para ofrecer a una empresa el aprovechamiento de la antigua comisaría de la Gavidia, enclavada en la plaza de la Concordia y de titularidad municipal, debe reservar "una parte significativa y reconocible" de este céntrico edificio para un espacio de memoria histórica y democrática, dado el papel de este inmueble como "centro de represión" durante la dictadura franquista.

Así lo ha manifestado a Europa Press Carlos Carreño, encargado de las materias de memoria histórica y democrática en la organización provincial de CCOO, toda vez que la Comisión de Patrimonio Histórico ha aprobado ya la nueva modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) impulsada por el Consistorio, para recalificar el edificio de suelo de interés público y social a espacio destinado a usos pormenorizados de servicios terciarios.

Mientras dicha calificación permitiría que este céntrico inmueble acoja actividades de pequeño y mediano comercio, oficinas, usos hoteleros o recreativos e incluso equipamientos, Carlos Carreño ha recordado que CCOO siempre ha apostado por que la antigua comisaría de la Gavidia fuese íntegramente destinada a usos públicos, si bien ha opinado que la nueva calificación del edificio permitiría "compatibilizar" los aprovechamientos privados y sociales.

Eso sí, Carreño ha advertido de que al haber sido declarado el inmueble como lugar de memoria histórica a cuenta de su papel durante la dictadura, es necesario que la operación destinada a ofertar a una empresa la explotación del recinto reserve "una parte significativa y reconocible" del mismo a un espacio de memoria histórica y democrática, aludiendo expresamente a los calabozos y las dependencias donde la Policía Nacional tramitaba las detenciones.

Y es que como bien recuerda Carreño, la comisaría de Policía Nacional de la Gavidia fue "un centro de represión" durante la dictadura franquista. Al respecto, ha expuesto que CCOO tiene pendiente la celebración de una entrevista con el alcalde, el socialista Juan Espadas, al objeto de "concretar" qué espacios del edificio serán reservados a la conservación de la memoria histórica.

LA GAVIDIA

El inmueble se localiza en pleno centro neurálgico de Sevilla y después de funcionar durante décadas como comisaría de la Policía Nacional, fue cerrado en 2003 y después cedido al Ayuntamiento.

Desde entonces, el Consistorio ha intentado varias veces vender el inmueble, aunque siempre sin éxito. En el pasado mandato, el entonces gobierno local del PP promovió de hecho una primera modificación del Plan General de Ordenación Urbana para reclasificar el edificio de suelo de interés público y social (SPIS) a suelo de gran superficie comercial, si bien al arrancar el actual mandato y recuperar el PSOE el poder, el Ayuntamiento desistió de completar dicha operación para decidir qué uso dar al edificio.

Para ello, sobre la mesa han pesado distintas propuestas para destinar el edificio a un hotel, un espacio de salud y deporte, un centro de investigación y emprendimiento universitario, un espacio socio cultural o un enclave dedicado a la memoria histórica.

LUGAR DE MEMORIA DEMOCRÁTICA

Y es que recientemente, el edificio era declarado como Lugar de Memoria Democrática a cuenta de su papel durante los años de la dictadura franquista, otro de los argumentos que esgrimen quienes reclaman que la antigua comisaría sea destinada a usos públicos.

En cualquier caso, el acuerdo alcanzado entre el Gobierno local del PSOE y el Grupo popular del Ayuntamiento para que los populares se abstuviesen en la votación del proyecto presupuestario de 2018 incluía el compromiso de promover una nueva recalificación del edificio, para que el mismo admita usos terciarios y ofrecer de nuevo el inmueble al sector privado.

Más al detalle, la operación contempla ofertar a un inversor el aprovechamiento de este edificio, a cambio de que costee la restauración del antiguo convento de San Hermenegildo para su uso como espacio sociocultural y la reurbanización de la plaza que separa a ambos enclaves.

Contador