M.La acción humana motiva 454 incendios forestales en lo que va de año, más de la mitad de los ocurridos

Trabajador del Infoca en una zona afectada por un incendio
EUROPA PRESS/JUNTA
Actualizado 15/09/2012 15:04:46 CET

SEVILLA, 15 Sep. (EUROPA PRESS) -

Más de la mitad de los incendios forestales que se han producido en 2012 en Andalucía tienen su origen directo en acciones derivadas de la actividad humana, bien por situaciones consideradas accidentales, negligentes o intencionadas, según se desprende de los informes realizados por las Brigadas de Investigación de Incendios Forestales (BIIF) del dispositivo Infoca de la Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente.

Así, según informa la Consejería en un comunicado, de los 800 incendios forestales registrados desde primeros de año, 454 han sido motivados por la mano del hombre. Los datos relativos a la investigación de las causas son provisionales, dado que actualmente un 29,50 por ciento de los incendios está en proceso de investigación.

Los incendios fruto de negligencias ocupan el mayor porcentaje de las causas, con un 27,75 por ciento de los siniestros investigados hasta la fecha. En este grupo se encuentran los producidos por quemas agrícolas o de pastos, la realización de barbacoas, quemas de basuras, colillas mal apagadas o por otro tipo de acciones como pueden ser trabajos forestales en los que no se adoptan las medidas previstas en la normativa sobre prevención de incendios.

En este sentido, hay que señalar que desde 2006 se viene aplicando en Andalucía la orden que regula el uso del fuego en época de peligro alto de incendios. Esta prohíbe la realización de quemas de residuos, la organización de barbacoas o el paso de vehículos a motor en zonas forestales o de influencia forestal en el período comprendido entre el 1 de junio y el 15 de octubre.

Por otra parte, los incendios intencionados, con un 24,75 por ciento de los siniestros investigados hasta la fecha, constituyen la segunda casuística más habitual. En este grupo de incluyen los siniestros producidos para la regeneración de pastos, derivados de la actividad cinegética, por delincuentes para distraer la atención de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, así como también los provocados debido a venganzas o rencillas. La piromanía, considerada como enfermedad mental, ocupa habitualmente un escaso porcentaje de los incendios intencionados, siendo la actividad de los incendiarios mucho más habitual con algunas de las tipologías mencionadas anteriormente.

Entretanto, el tercer grupo de causas relacionado con la actividad humana es el de los incendios accidentales, con un 4,25 por ciento de los incendios investigados hasta la fecha. En este grupo se incluyen los originados por líneas eléctricas, por el uso de motores y máquinas en zonas forestales, así como las maniobras militares, siempre que en estas actividades se cumpla la normativa de prevención de incendios. En caso contrario, se consideran negligencias.

En cuanto al resto de grupos de causas, actualmente los incendios derivados por causa natural, es decir por rayos, ocupan un 2 por ciento de los incendios investigados, mientras que no se ha podido terminar la causa exacta de los incendios en un 11,5 por ciento de los casos y un 0,25 por ciento se derivaron de reproducciones.

BRIGADAS DE INVESTIGACIÓN DE INCENDIOS

De esta manera, la investigación de las causas las realizan los Agentes de Medio Ambiente que componen las BIIF, personal especializado en esta materia. Las Brigadas de Investigación de Incendios se personan en lugar del incendio cuando todavía están en curso las tareas de extinción, y regresan al lugar los días posteriores para recabar todos los datos necesarios para determinar la causa del incendio.

De estas investigaciones se desprende que es la actividad humana, realizada de forma negligente sin medidas de seguridad o realizando actividades prohibidas en época de peligro, o de forma perversa con diversas motivaciones, y en menor medida, debido a accidentes por el uso de maquinaria, la que deriva en muchos de los incendios forestales que se producen en la comunidad autónoma.

Es por ello que la dirección del dispositivo Infoca, recuerda y solicita una vez más que "la salvaguarda del patrimonio forestal andaluz no depende sólo de contar con un dispositivo profesional y eficaz para las tareas de prevención y extinción de incendios, sino que la colaboración ciudadana es fundamental para minimizar y acabar con la problemática de los incendios forestales en la comunidad".

SENTENCIAS CONDENATORIAS

Las brigadas de Investigación de Incendios Forestales del dispositivo Infoca se centran en el esclarecimiento de la causa de un incendio forestal y la recopilación de pruebas materiales sobre el terreno. Así, una vez realizada su investigación, el informe que realizan se traslada a las autoridades competentes, bien sea el Seprona o la Unidad de la Policía Nacional Adscrita a la Junta, con objeto de que estos puedan establecer la imputación de estos delitos medioambientales.

La Consejería de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, a través de la Agencia de Medio Ambiente y Agua, ha estado representada desde el año 2000 como acusación particular en un total de 140 procedimientos penales incoados contra presuntos autores de delitos de incendio forestal, que se han saldado con 58 sentencias condenatorias.

Lorenzo Amor

Lorenzo Amor

Presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA)

25/02/2019
Antonio Garamendi (Presentador de D. Lorenzo Amor)

Antonio Garamendi (Presentador de D. Lorenzo Amor)

Presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE)

25/02/2019

Patrocinado por