El Congreso exige a Pedro Sánchez la destitución de la ministra de Justicia

La ministra de Justicia Dolores Delgado presenta un libro en el Congreso
Ricardo Rubio - Europa Press
Publicado 09/10/2018 21:40:23CET

MADRID, 9 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Pleno del Congreso, con el voto de PP y Ciudadanos y la abstención de Unidos Podemos, ERC y PDeCAT, ha aprobado este martes por la noche una moción del Grupo Popular en la que se reclama la "dimisión inmediata" de la ministra de Justicia, Dolores Delgado, y en su defecto exige al presidente Pedro Sánchez que la destituya.

"El Congreso de los Diputados exige la inmediata dimisión de la ministra de Justicia e insta al Gobierno, en el caso de que no lo haga, a que el presidente proceda a su cese", figura en el texto sometido a votación y aprobado.

Dolores Delgado, que ya había sido reprobada por el Senado, donde el PP tiene mayoría absoluta, se convierte así en la primera ministra del Gobierno Sánchez que es censurada por el Pleno del Congreso.

LA ABSTENCIÓN DE UNIDOS PODEMOS ALLANÓ LA CENSURA

La destitución de la ministra ha sido respaldada por Ciudadanos, UPN y Foro Asturias, mientras que Unidos Podemos, ERC, PDeCAT, Compromís y CC se han abstenido. En contra han votado el PSOE y su socio electoral de Nueva Canarias, así como el PNV.

Con su moción, el PP buscaba reprobar a la ministra por sus dudas al respaldar al juez Pablo Llarena frente a la demanda presentada en Bélgica por Carles Puigdemont y otros encausados, por no salir al paso de las sugerencias de retirar la acusación y de indultar a los presos del 'procés', y por las conversaciones grabadas de un almuerzo con el comisario retirado José Manuel Villarejo en las que se hablaba incluso de redes de prostitución para sacar información.

La ministra, que no ha estado presente en el debate parlamentario y que en los últimos días ha guardado silencio sobre este tema, responderá este martes a dos preguntas del PP en la sesión de control y por la tarde comparecerá ante la Comisión de Justicia del Congreso para dar cuenta de esas polémicas grabaciones de Villarejo.

Contador