Baja un 36,4% el presupuesto para políticas de servicios sociales y acción social

Actualizado 30/09/2013 18:02:36 CET
Montoro entrega el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) 2014
Foto: EUROPA PRESS

La prevención de violencia de género se contrae un 1,54% y desaparecen los fondos para atención local de inmigrantes

   MADRID, 30 Sep. (EUROPA PRESS) -

   El proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado recoge un recorte del 36,4 por ciento en la partida para Servicios Sociales y Promoción Social, que se quedará en 1.809 millones de euros el próximo año, con caídas que van desde el 1,54% registrado en prevención de violencia de género hasta el 47 por ciento que se contraerá el presupuesto para atención a la Dependencia.

   En total, el Ejecutivo prevé gastar en 2014 un total de 179.875 millones de euros en Actuaciones de Promoción y Protección Social, aunque el grueso de esta partida corresponde a empleo y pensiones. Las áreas exclusivamente de servicios sociales y protección social se quedan en los citados 1.809,81 millones, un tercio menos que el año pasado, de los que el Ministerio de Sanidad aporta 450 millones, el 0,107 por ciento.

   El presupuesto se articula en tres grandes áreas: Acción Social, donde se integra el sistema de Dependencia y la atención a colectivos que van desde personas con discapacidad, migrantes o infancia y familia; Promoción Social, que agrupa los programas de juventud, igualdad y lucha contra la violencia de género; y Gestión de los Servicios Sociales, que se centra en el IMSERSO.

   El área de Acción Social contará con un presupuesto de 1.712 millones de euros de los que 1.176 irán destinados al Sistema de Autonomía Personal y Atención a la Dependencia, que sufre un recorte del 46,6%. El Ministerio de Sanidad lo atribuye a la desaparición de los más de 1.034 millones de euros que se tuvieron que consignar el año pasado para pagar a la Seguridad Social la cotización de los cuidadores familiares de personas dependientes que se adeudaba desde la legislatura anterior.

LA DEPENDENCIA NO SE NEGOCIARÁ CON LAS CCAA

   Así, la partida que sufre la mayor reducción, con un 99,48%, es la de transferencias corrientes a "familias e instituciones sin fines de lucro", reduciendo a casi la mitad la aportación económica del Estado al Sistema de Dependencia. Mientras, el llamado "nivel mínimo", monto básico que Sanidad transfiere a las comunidades autónomas para la gestión, se mantiene en el proyecto en algo más de 1.087 millones de euros.

   El proyecto recoge además, la suspensión de determinados artículos de la Ley de Autonomía Personal y Atención a la Dependencia, como los que establecen que la asistencia a los dependientes se prestará en función del nivel de protección que se acuerde entre la Administración General del Estado y las comunidades autónomas en los convenios que se firmen en el marco del Consejo Interterritorial de Dependencia.

   Respecto a los Servicios Sociales de la Seguridad Social a Personas Mayores, se consignan 117.216 millones de euros, un 2,13 por ciento más que el año anterior. También se incrementa la partida para Atención a la Infancia y a las Familias, que ascenderá a 5.872 millones de euros, tras un aumento del 32,62 por ciento (1.444,49 millones más).

   También en el ámbito de Acción Social, el proyecto recoge un recorte del 2% en el presupuesto para los emigrantes españoles, con 875.000 euros menos para las prestaciones por razón de necesidad y para los 'Niños de la Guerra'.

   En cuanto a los inmigrantes, se estima un presupuesto de 61,7 millones de euros (un 1,19% menos) de los que 1,14 se consignan expresamente para menores no acompañados. En paralelo, se eliminan los fondos para integración que se transferían a los ayuntamientos: 2,5 millones de euros que ya no figuran en el presupuesto.

   Ya en el bloque de Promoción Social, el proyecto ha consignado una dotación de 68,88 millones de euros con los que se han de cubrir, desde el Ministerio de Sanidad, las áreas de Mujer, Violencia de Género y Juventud, sección esta última que dispondrá de 27,9 millones de euros tras experimentar un recorte del 2,08 por ciento.

SE MANTIENE IGUALDAD Y SE REDUCE VIOLENCIA DE GÉNERO

   Las políticas de Igualdad, por su parte, han sido presupuestadas en 19,07 millones de euros, con un aumento del 0,64 por ciento respecto del ejercicio anterior. No obstante, se reduce un 21,5 por ciento el capítulo destinado a "transferencias de capital a familias e instituciones sin ánimo de lucro", con una reducción de 800.000 euros en "programas para  aplicación de la igualdad de oportunidades" y de 106.000 euros en los estudios de posgrado y becas de formación del Instituto de la Mujer.

   En cuanto a la prevención de la Violencia de Género, el proyecto recoge que se destinarán 21,85 millones de euros, 342.920 euros menos que en el ejercicio precedente. En total, se trata de una caída del 1,54 por ciento que se debe en gran medida a las transferencias de capital a entidades o administraciones públicas, que caen un 3,59%.

   El último bloque de la política social del Gobierno es el relativo a Gestión de Servicios Sociales, que se recorta un 8,57 por ciento, con un presupuesto de 28,7 millones de euros, 2,7 millones menos que en el año 2013 con los que deberá sostener sus actividades el IMSERSO.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies