M.Huelva cuenta con más de 300 especies diferentes de aves y en Doñana se puede encontrar más del 90%

Flamencos
EP/VILLACAÑAS
Actualizado 02/10/2011 12:45:22 CET

HUELVA, 2 Oct. (EUROPA PRESS) -

Más de 300 especies diferentes de aves se pueden identificar en la provincia de Huelva y de ellas, una gran mayoría, más del 90 por ciento pueden verse en el Parque Nacional de Doñana, cuya diversidad de ecosistemas permite el asentamiento de especies de muy diversos grupos. Este domingo coincide con la celebración del Día Mundial de las Aves.

Según han informado a Europa Press desde el Departamento de Geodiversidad y Biodiversidad de la Delegación Provincial de Medio Ambiente, la provincia de Huelva presenta una posición destacada dentro del panorama andaluz en lo que a diversidad de avifauna se refiere. En su territorio se pueden encontrar aves de diversos tipos: rapaces, zancudas, acuáticas o marinas, entre otros.

Cada especie opta por el lugar más apropiado para su supervivencia y muchos de estos hábitats coexisten en Doñana, dándose las condiciones "necesarias" para la existencia de gran variedad de aves. La presencia del mar y el río, la existencia de espacios desérticos, las zonas de cotos y la marisma, hacen posible contemplar especies tan diversas como flamencos, espátulas, gansos, ostreros, moritos, águila imperial, alcatraces o gangas, entre muchas otras.

El Parque Nacional de Doñana se encuentra en la depresión del Guadalquivir, a caballo entre el río Guadalquivir y el océano Atlántico. Se trata de un territorio de 'pelea' constante entre el mar y el río, que la convierte en una zona de condiciones "únicas", han matizado estas mismas fuentes.

No obstante, han remarcado que siempre hay que tener en cuenta que se trata de animales que vuelan, por lo que son capaces de realizar grandes desplazamientos diarios además de los asociados a rutas migratorias. Este hecho hace posible observar determinadas especies en lugares insólitos para ellas.

"Los animales se mueven por instinto, aunque no siempre", han matizado estas mismas fuentes respecto a la posibilidad de que las aves cambien de hábitat.

Por otro lado, la zona de la Sierra destaca por la presencia de rapaces, como el águila calzada, el milano negro y real, los gavilanes, el águila real o el buitre negro, que presenta la colonia más importante de Andalucía en Sierra Pelada.

El Andévalo cuenta, entre otras, con la presencia de la avutarda, una especie esteparia catalogada como en Peligro de Extinción a nivel regional, alcaravanes, sisones o gangas ortega.

En esta época es habitual la presencia de aves marinas y limícolas, que llegan a la provincia onubense tras escapar de las gélidas temperaturas del norte del continente, mientras que dejan en nuestra provincia muchas de las aves que pasaron el verano en ella en busca de temperaturas más agradables.

LA LABOR DE LOS AGENTES

De otro lado, desde el Departamento de Geodiversidad y Biodiversidad han destacado que una de las líneas de trabajo consiste en "intentar trabajar más con los agentes de Medio Ambiente, unas 100 personas, para que éstos, que cuentan con una información privilegiada, aporten todos los conocimientos que ven a pie de campo".

Se trata de contar con su experiencia y aportarles formación al objeto de que se realice de manera más pormenorizada, a través de fichas, un seguimiento de las aves en la provincia.

Al mismo tiempo se llevan a cabo distintos programas de conservación, como el centrado en el águila pescadora en Marismas del Odiel, el seguimiento de la colonia de buitre negro en Sierra Pelada o el relativo al aguilucho cenizo que este año ha rescatado de una muerte segura a decenas de pollos de esta especie, entre otros.