Publicado 27/02/2014 15:56

(Ampl.) Kutxabank cierra 2013 con un beneficio de 108 millones, un 28% más, y un core capital del 12%

Mario Fernández (Kutxabank)
EUROPA PRESS

Su volumen de negocio alcanza los 111.000 millones y la inversión crediticia cae un 6,5%

BILBAO, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

Kutxabank ha cerrado 2013 con un beneficio neto consolidado de 108,3 millones de euros, un 28,1% más que en el ejercicio precedente. CajaSur ha contribuido a la cuenta de resultados con una aportación positiva de 6,5 millones.

El presidente de Kutxabank, Mario Fernández, ha sido el encargado de presentar este jueves en rueda de prensa los resultados de la entidad financiera y ha destacado el "mérito" que tiene haber obtenido estas cifras teniendo en cuenta la actual coyuntura y la situación del sector financiero. En todo caso, ha apuntado que confía en que en 2014 mejore la situación económica, aunque las perspectivas se puedan "truncar por cualquier circunstancia".

Fernández ha señalado que ha sido un ejercicio "duro", con una caída del margen del intereses del 22,3%, y en el que han tenido que "luchar mucho" para obtener estos "meritorios" resultados. El presidente de Kutxabank ha destacado el hecho de que, frente a otras entidades, han obtenido estos resultados desde el negocio puramente bancario, "a pelo", sin "ningún tipo de ayudas públicas, sin Sareb, sin ampliaciones de capital, sin emisiones de acciones y de preferentes".

El responsable del banco vasco ha señalado que Kutxabank ha sufrido las consecuencias "negativas" de la reestructuración del sector y, tras lamentar que siempre estén sentados en el "mal sitio", ha reiterado que han tenido que pagar "justos por pecadores". En este sentido, ha aludido a algunas cuestiones como el hecho de que, pese a que ninguna de las tres cajas vascas emitieron participaciones preferentes, han tenido que realizar aportaciones.

RESULTADOS

Fernández ha destacado que, en este contexto de dificultades, han logrado un beneficio neto consolidado de 108,3 millones, un 28,1% más que en 2012, al que "se llega" después de haber destinado el pasado 471 millones a dotaciones y saneamiento de activos. Esta cifra es menor que la de 2012, ejercicio en el que se destinaron 120 millones adicionales para atender la operación de integración.

El responsable del banco, que ha destacado el "modelo de prudencia" por el que apuesta Kutxabank, ha subrayado que, una vez cumplidas todas las exigencias normativas, se ha realizado un "esfuerzo" de cobertura de riesgos, de manera que la entidad financiera ha anticipado en 2013 todas las "eventuales" necesidades futuras de cobertura del riesgo empresarial y la amortización extraordinaria de los desarrollos informáticos vinculados a la integración, por un importe de 40 millones.

Kutxabank ha subrayado que es una de las pocas entidades, cuyo negocio bancario en el Estado ha obtenido resultados positivos, y Fernández ha apuntado que su cuenta de resultados de 2013, en la que CajaSur ha tenido una aportación positiva de 6,5 millones, servirá de "referencia" de cara al próximo test de stress bancario europeo.

A lo largo del pasado año, ejercicio en el que la entidad ha rebajado sus gastos de administración un 7,4%, el volumen de negocio de Kutxabank ha alcanzado los 111.000 millones de euros y ha aumentado el ritmo de captación de recursos de clientes.

Los recursos de clientes han ascendido a 62.280 millones, cifra similar a la de 2012. Los recursos de clientes de las Redes de Negocio han crecido el 1,9% impulsados, sobre todo, por el "relevante" incremento del 3,6% en los recursos de la red minorista. El margen de explotación del banco ha quedado situado en 522 millones.

CAE LA INVERSION CREDITICIA

La inversión crediticia neta de Kutxabank ha caído un 6,5% hasta llegar a los 45.694 millones y Mario Fernández, que ha señalado que ha sido algo que ha pasado "en todas las entidades, lo ha atribuido a la propia situación de crisis y al proceso de desapalancamiento.

Fernández ha indicado que la entidad tiene "abiertos los canales" para atender la demanda de crédito pero ha señalado que, en estos momentos, las solicitudes para inversión nueva son "muy pocas" y lo que existe es un porcentaje "abrumador" de las operaciones de refinanciación.

De hecho, Fernández, que apela a la "prudencia" a la hora de pronunciarse sobre la evolución futura del crédito, ha apuntado, por ejemplo, las pocas solicitudes que ha habido para acogerse a las líneas de financiación para pymes y autónomos establecidas en el convenio que la entidad firmó con el Gobierno vasco. "No ha habido colas en la ventanilla", ha afirmado.

La entidad ha señalado que, a pesar de la menor actividad en créditos, ha mantenido la cuota de contratación de hipotecas con particulares cercana al 40%. En relación a este negocio, ha manifestado que si el Euribor se mantiene en los actuales niveles, las seguirán pasando "canutas" y ha apuntado, por tanto, que el negocio hipotecario es "dudosamente rentable". En este sentido, ha afirmado que tendrán que analizar "en qué nuevos nichos" pueden "entrar".

También ha hecho referencia a la aplicación del índice IRPH en las hipotecas, después de que se hayan presentado algunas demandas contra Kutxa por este motivo, y ha defendido que durante años (1999-2012) este índice ha estado igual o por debajo del Euribor y únicamente a partir de 2012 ha cambiado la tendencia.

SOLVENCIA

Por otra parte, Fernández ha destacado el hecho de que haya cerrado 2013 con un core capital del 12%, tras incrementarlo en 184 puntos básicos y con una solvencia total del 12,4%. Según ha indicado, haber alcanzado ese core capital constituye un "mérito excepcional" porque no tienen los procedimientos que tienen el resto para aumentar recursos propios.

Además, ha apuntado que Kutxabank supera con un 10,8% las exigencias de capital marcadas por Basilea III para finales de 2009 y, según ha indicado, su ratio de apalancamiento se sitúa a la cabeza del sector, 7,02%, mientras que el mínimo exigible es del 3%

El índice de mora de Kutxabank es del 8,22% y, si se incluye a CajaSur, sería del 11,6%, mientras que la media del sector es del 13%. Si se atiende únicamente a la mora en hipoteca residencial, es del 3,45% y, en concreto, en Vizcaya, únicamente del 1,8%.

La entidad destaca que ha reforzado sus niveles de solvencia hasta situarse "a la cabeza del sistema" y confía en "afrontar con garantías" el próximo test de stress bancario. Fernández ha afirmado que la "foto fija" del banco desde el punto de vista de la solvencia es "excelente".

MENOS REMUNERACION AL CONSEJO DE ADMINISTRACION

Por otra parte, Fernández ha informado de las remuneraciones de todos los miembros del consejo de administración durante el pasado año, que han ascendido a 1,2 millones de euros, de los que 796.000 euros corresponden a retribuciones fijas y 495.000 euros a dietas. Esos 1,2 millones suponen una disminución del 13,28% respecto a 2012 y, en el caso de la alta dirección, excluido el presidente ejecutivo, la caída ha sido del 1%.

Fernández ha destacado que esa disminución de la remuneración de los miembros del consejo de Administración acredita el "esfuerzo" que han querido realizar para acompañar, a su vez, al realizado por los trabajadores del banco, con congelación salarial para los ejercicios 2013 y 2014. En este sentido, cree que el consejero debería realizar "algún gesto en línea" con el "esfuerzo" de la plantilla.

El presidente de Kutxabank se ha mostrado favorable a que, si se superan esos dos años de "manera exitosa", habrá que repartir ese "mayor beneficio" derivado de ese "esfuerzo" de los trabajadores.

Más información