Actualizado 16/05/2007 22:02 CET

Parmalat vende sus actividades en España a Nueva Rumasa por 188 millones en efectivo

MADRID, 16 May. (EUROPA PRESS) -

Parmalat venderá todas sus actividades en España al grupo de alimentación Nueva Rumasa por 188 millones de euros en efectivo, operación que está pendiente de la 'luz verde' de las autoridades de la competencia, según informaron hoy ambas empresas.

El 'holding' de la familia Ruiz Mateos compra todos los activos inmobiliarios de la filial española Clesa (siete fábricas y 67 delegaciones comerciales) así como todas sus marcas (Clesa, Cacaolat, Ryalcao, Letona, Helados Royne o La Levantina), y el fondo de comercio.

Nueva Rumasa recalcó que se ha hecho con un amplísima red comercial y logística de productos para poder llegar diariamente a más de 40.000 puntos de venta a través de sus 67 delegaciones que dan servicio a toda la Península Ibérica.

Por otra parte, destacó que absorberá toda la plantilla de Parmalat España, integrada en la actualidad por más de 1.200 puestos de trabajo directos y más de 3.500 indirectos, con el compromiso de mantenerlos.

Con adquisición, Nueva Rumasa prevé facturar más de 700 millones de euros al cierre del ejercicio 2007, y obtener "una multitud de sinergias" en la fabricación, distribución y comercialización en su división de alimentación actual.

Antes de hacerse con las actividades de Parmalat España, las previsiones del holding apuntaban a ventas de 250 millones en 2007 en dicho negocio alimentario, que incluye las marcas Chocolates Elgorriaga y Trapa; así como los flanes y helados Dhul, entre otras.

Por otro lado, Nueva Rumasa ha llegado un acuerdo con Parmalat para distribuir en exclusiva todos los productos de la empresa italiana en España, ha cerrado un contrato de franquicia para los Zumos Santal durante tres años.

Parmalat puntualizó que la cifra de negocio de sus actividades en España, centradas en la producción de leche y sus derivados, como yogures, helados y dulces, alcanzó 185 millones de euros en el ejercicio 2006.

PRIMER ACERCAMIENTO, EN 2005

Nueva Rumasa, que basa su estrategia de expansión en la compra de operadores líderes en sus ámbitos de actuación, trató de hacerse con Clesa en octubre de 2005, con una oferta en firme por el 100% de sus acciones por importe de 180 millones de euros, también al contado.

La empresa presentó entonces su propuesta directamente al comisario extraordinario nombrado por el Gobierno italiano para resanar Parmalat, Enrico Bondi, después de que la alimentaria regresara a la Bolsa de Milán.

Las acciones de Parmalat fueron retiradas del mercado en 2003 cuando salió a la luz un agujero contable de alrededor de 14.000 millones de euros, que estuvo a punto de provocar la quiebra de la compañía.

Europa Press Comunicados Empresas